¿viabilidad o pérdida creativa?

El teletrabajo "está acabado", aseguró el creador de ChatGPT

Sam Altman, desarrollador de ChatGPT, sostuvo que el desarrollo tecnológico "no es lo suficientemente bueno" para realizar teletrabajo en jornadas completas.

La pandemia del COVID-19 y sus consecuencias hoy por hoy parecen tan solo un viejo y mal recuerdo en la mente de muchas personas. Pero aunque no se quiera ver, el cambio radical sustancial quedó para las nuevas formas de trabajar. Hoy las oficinas ya no están vacías, pero en algunos espacios el teletrabajo continúa imponiéndose. Pero, ¿es realmente viable trabajar en un régimen completo de teletrabajo?

Múltiples voces de especialistas y directivos pregonan diferentes opiniones, las cuales poco distan de coincidir, sin embargo, en algún punto parecen estar de acuerdo.

En ese sentido, una de las que más resonó en esta última semana, fue la del CEO de OpenAI, Sam Altman, principal desarrollador del revolucionario Chat GPT. En una conferencia organizada por Stripe, Altaman analizó el futuro del trabajo remoto afirmando que la industria tecnológica cometió un grave error al pensar que todo el mundo podría trabajar desde casa y que los miembros que conforman las startups y pymes, no necesariamente tenían que estar juntas en un mismo espacio físico.

Según el empresario, la creencia en que no habría una pérdida de creatividad llevó a las firmas a realizar un experimento sobre el teletrabajo que, actualmente y en palabras de Altman, "está acabado", insistiendo también en que el nivel tecnológico no es lo suficientemente bueno como para que los trabajadores realicen sus tareas bajo un régimen completo de teletrabajo, especialmente en los casos de aquellas empresas más emergentes.

Los CEO, al unísono

Las declaraciones de Altman se suman a las de otros CEO, como Bob Iger de Disney o Andy Jassy de Amazon, quienes también han destacado la importancia de trabajar acompañados, frente a frente, por una sencilla razón: conectar para crear.

En el negocio creativo como es el caso de Disney, nada puede reemplazar a la habilidad de conectar, observar y crear entre colegas de euqipos creativos al estar "físicamente" juntos.

Por su parte, Andy Jassy, CEO de Amazon, señaló en referencia a esto que "existe algo en estar cara a cara con los demás, mirarles a los ojos y ver que están completamente inmersos en lo que sea que discuten (...) nada puede reemplazar la habilidad de conectar, observar y crear con colegas al estar físicamente juntos". Esto coincide a su vez con otro tópico en lo que Altman comentó como uno de los efectos negativos del trabajo remoto: la falta de fomento por el trabajo duro o "un planteamiento estrechamente ligado a la paranoia de la productividad".

Esgrimistas del trabajo remoto

Sin embargo, hay empresas que han hecho la apuesta contraria y han reforzado el teletrabajo con el objetivo de ganar competitividad. Es el caso de Atlassian, una de las principales empresas de software y creadora del "Team Anyware", programa para otorgar mayor flexibilidad a sus teletrabajadores en términos de horario y lugar. También Rent a Recruiter, una pyme irlandesa, decidió combinar el año pasado la semana de cuatro días con el teletrabajo para aumentar su competitividad en el mercado con logros a la vista.

Ante la controversia sobre la viabilidad del trabajo remoto, los planteamientos por modelos híbridos son cada vez más afilados y con justa razón. La conclusión o resultados de ello, reside en las formas y tiempos que las empresas adopten, siempre haciendo un balance del modelo para permitir que los profesionales más cualificados que buscan flexibilidad en el tiempo y lugar a la hora de trabajar, puedan ser persuadidos y porqué no, incidir en el mejoramiento de su productividad.

Te Puede Interesar