Bronca

El malestar de los gobernadores porque Karina Milei firmó el Pacto de Mayo

Aseguran que los mandatarios provinciales no vieron con buenos ojos que Karina Milei estuviera presente en la firma del Pacto de Mayo.

Aseguran que los gobernadores que asistieron a Tucumán para firmar el Pacto de Mayo que reclamaba Javier Milei están enfurecidos por la jugada orquestada por el que gobierno nacional para que su hermana, Karina Milei también sea parte de la "foto de la unidad", pese a que nadie la votó.

Fuentes cercanas a un gobernador de Juntos confirmó a LPO que "hay una bronca tremenda" contra el Jefe de Estado y su hermana, que firmó el acta como si fuera una gobernadora más.

"El Jefe", como la llama el presidente, es secretaria General de la Presidencia, un cargo de segunda línea, nombrada por su hermano.

Pero no fue el único enojo con la hermana del Presidente. A varios gobernadores también les indignó que Karina les impusiera ir de traje negro y ella apareciera vestida de un rojo furioso. "No se quien se cree que es", se quejó otro de los gobernadores.

Con astucia, el jefe de Gobierno porteño, Jorge Macri, y el gobernador de Santa Fe, Maximiliano Pullaro, llevaron trajes de color azul y gris, respectivamente. "Al menos ellos dos lo cagaron a Milei", comentó entre risas un legislador macrista que disfrutó la desobediencia.

También te puede interesar: Pacto de Mayo, ¿La forma de Javier Milei de consolidar la desigualdad ?

9830ec2d-59b0-43bb-a601-0142041bc9f1_16-9-discover-aspect-ratio_default_0.jpg
Karina Milei al momento de firmar el Pacto de Mayo.

Karina Milei al momento de firmar el Pacto de Mayo.

El lugar de Karina Milei en el gobierno nacional

No es la primera vez que Milei habilita a su hermana a ejercer un rol muy por encima de la posición institucional que tiene. Es usual que presida reuniones de gabinete, por encima del jefe de Gabinete. Y de hecho, en el mapa digital del Estado que hizo la gestión libertaria aparece por encima no sólo del jefe de Gabinete, sino también de la vicepresidenta, Victoria Villarruel, que pegó el faltazo a Tucumán, acaso avisada del lugar que el protocolo de la casa Rosada había preparado para la hermana presidencial.

Es evidente que Mauricio Macri no tenía tan buena información y se pasó un par de horas largas chupando frío sentado en la peatonal Tucumán, mientras Milei, los gobernadores y Karina firmaban el pacto adentro de la casa histórica. Todavía le dura el enojo.

El operador de otro gobernador afirmó a LPO que ellos como muchos de sus pares "fuimos a Tucumán por compromiso y por lo simbólico, pero no mucho más", y reconoció que el gobierno nacional "empezó a soltar recursos".

"Empezaron a soltar algunos recursos para obras y las cajas de jubilación, pero todavía hay problemas en la coordinación y de fallas de gestión", agregó.

Fuente: La Politica OnLine.

Te Puede Interesar