Hace un año perdieron todo en un incendio y volvieron

En Tunuyán, "Corazón Contento" resurgió de las cenizas

Samantha Fernández es una emprendedora de Tunuyán que con esfuerzo y dedicación logró reconstruir su fuente de trabajo.

En el marco del Día Internacional de la Mujer, compartimos la historia de Samantha Fernández, una emprendedora del departamento de Tunuyán. Hace un año, su local de comidas, "Corazón Contento", se prendió fuego y lo perdió todo. A pesar del desánimo, de la angustia y la sensación de "no poder", la joven supo reinventarse, volver a empezar y volver a levantar un emprendimiento mucho más exitoso del que ya tenía.

"Costó mucho, pero seguimos creciendo, apostando, y muy felices", destacó Samantha en diálogo con TVA Valle de Uco, y agregó: "Tal vez nunca hubiese salido de mi cochera, tal vez nunca hubiese salido de mi casa, nunca me hubiese animado a tener un local, y bueno, a veces necesitamos un empujón para animarnos, para saber que se puede", destacó.

La palabra de Samantha Fernández, emprendedora del departamento de Tunuyán, sobre este "resurgir"

Embed - "Resurgir de las cenizas": Samantha, una tunuyanina que supo reinventarse y salir adelante

Te Puede Interesar