Trabajo conjunto entre Guaymallén y Vialidad

Avanza la refuncionalización integral del Acceso Este

Los estudios sobre el Acceso Este abarcan desde la geología del suelo, los aspectos ambientales y paisajísticos, entre otros elementos.

Hace cinco días se conoció que Emilce Lozano fue la elegida de Javier Milei para conducir las oficinas locales de la Dirección Nacional de Vialidad. Este martes la nueva jefa del IV distrito de la repartición llegó a la Municipalidad de Guaymallén para interiorizarse de los proyectos que la comuna quiere realizar en la Avenida de Acceso Este.

Y de paso, firmaron un compromiso para empezar a avanzar en uno de ellos. “Vamos a trabajar en conjunto para realizar distinto tipo de intervenciones para la conservación y el mantenimiento del Acceso, apuntando principalmente a la extensión del parquizado desde calle La Purísma (o el puente ferroviario de colores) hasta el límite del departamento con Maipú”, explicó el intendente Marcos Calvente.

El proyecto consiste es plantar forestales de calidad y de porte con un sistema de riego inteligente. De esta manera el verde se extenderá hasta la intersección del Acceso Este con San Francisco del Monte y Arturo González

Este acuerdo es el primer acercamiento de Calvente con la nueva autoridad de Vialidad Nacional designada por el nuevo gobierno nacional. El Jefe comunal agradeció la visita de Lozano y la buena predisposición, a pesar de que la flamante funcionaria nacional todavía está interiozándose con sus nuevas tareas.

image.png

Unir el Carril Urquiza a ambos lados del Acceso Este

En el encuentro, el intendente guaymallino puso sobre la mesa otro convenio fue firmado con el antecesor de Lozano, el ex intendente de Las Heras Guillermo Amstutz, quien estuvo en la sede municipal el 9 de febrero pasado para firmar otro convenio de colaboración, referido al desarrollo de los estudios de ingeniería necesarios para construir dos cruces, para unir Urquiza a ambos lados del Acceso Este y Avellaneda con Azcuénaga. Por otro lado, la intención es poder construir una trocha más en cada sentido de marcha para agilizar el ingreso a la Ciudad de Mendoza.

Los estudios abarcan desde la geología del suelo, los aspectos ambientales y paisajísticos, entre otros elementos que se usan en los cálculos estructurales y el proyecto ejecutivo necesario para empezar los trabajos.

Hay dos alternativas de obra en análisis. La más factible es hacer rotondas a nivel del Acceso Este, a la altura de Urquiza y de Avellaneda-Azcuénaga, similares a las que se hicieron sobre el Acceso Norte en Las Heras.

La otra alternativa es “peraltar”, ese decir elevar la calzada del Acceso y que Urquiza y Avellaneda pasen por debajo, un esquema similar al del cruce de Arenales, Estrada o Dorrego. El costo resultaría muy elevado para las arcas municipales, casi 15 millones de dólares, por lo que el Calvente pretende tener el proyecto listo y, si el dinero aparece en algún momento, poder avanzar en la construcción.

El proyecto a desarrollar es para la refuncionalización integral del Acceso, por lo que se incluye también el mejoramiento de las colectoras, con cordón, cuneta y banquina. Se busca un impacto urbano que solucione definitivamente la congestión del tránsito en el cruce de Arenales, que vincule la parte sur y la parte Norte en Avellaneda y en Urquiza y al tiempo de garantizar un Acceso Este seguro, bien señalizado, iluminado y con velocidad controlada.

“El equipo ya está trabajando en la ingeniería”, le adelantó Calvente a Lozano.

Te Puede Interesar