Triste aniversario

Tragedia de Cromañón: a 18 años de la noche del horror

El 30 de diciembre de 2004 murieron 194 personas por un incendio en República Cromañón. Habían ido a un recital de Callejeros. Terminó en tragedia.

Por Walter Gazzo

La noche del 30 de diciembre de 2004 quedará marcada para siempre porque se produjo una tragedia sin precedentes para la historia argentina: ocurrió la tragedia de Cromañón, donde murieron 194 pibes y pibas que su única aspiración era ver un concierto del rock.

Las imágenes que mostraba la televisión eran terribles: ambulancias que iban y venían; personas deambulando por las calles del barrio de Once; familiares desesperados; y placas rojas con una cantidad de muertos que iba en aumento.

El hecho

Esa noche, la banda Callejeros se presentaba a tocar en el local bailable República de Cromañón, del barrio de Once, y a poco de comenzar el show alguien prendió una bengala “tres tiros”. Uno de los proyectiles impactó en una media sombra, una especie de tela de plástico inflamable que estaba en el techo del lugar, y el fuego comenzó a expandirse.

Los asistentes trataron de correr al ver el fuego, pero se vieron envueltos en una trampa: una de las salidas se encontraba cerrada con un candado y alambres. A esto se le sumó que la cantidad de personas que concurrieron al recital era mucho mayor que la capacidad del local. En pocos minutos, los gases tóxicos producto de los materiales inflamables invadieron el lugar y se produjo un corte de luz. La tragedia de Cromañón había comenzado.

Ante la denuncia, empezaron a arribar al lugar autobombas y móviles policiales; y fue impresionante ver a los vecinos del barrio que ayudaron a subir a los chicos a los colectivos que pasaban para llevarlos al hospital.

Durante el incendio y en los días posteriores murieron 194 personas y al menos 1.432 resultaron heridas y con graves secuelas psicológicas.

Muchos de los que lograron salir del lugar volvieron a ingresar para rescatar a sus amigos y a las personas que todavía se encontraban en el interior del edificio. Algunos no volvieron a salir. Casi todos los decesos se produjeron por la inhalación de diferentes gases, en especial monóxido de carbono y ácido cianhídrico.

Además de asistentes al show fallecieron empleados del lugar también murieron familiares de Callejeros.

Con respecto a las muertes, no solo fueron fruto del incendio. Llegó a 18 el número de suicidios de sobrevivientes debido a las secuelas psicológicas. Además, hubo casi 40 padres y madres que se dejaron morir o padecieron enfermedades terminales luego de la masacre.

Lo que vino después

El impacto que tuvo la tragedia de Cromañón fue enorme. Los ámbitos políticos y judiciales fueron sacudidos por el hecho. El entonces jefe de Gobierno, Aníbal Ibarra, fue destituido de sus funciones. Meses más tarde, la Justicia desvinculó al político de la causa.

El 19 de agosto de 2008 comenzó el juicio que duró más de un año y en el que el Tribunal Oral en lo Criminal Nº 24, condenó a Omar Chabán (responsable de Cromañón) a 20 años de prisión por los delitos de incendio doloso calificado y cohecho activo, mientras que los ex integrantes de Callejeros resultaron absueltos.

En abril de 2011, la Sala III de la Cámara Nacional de Casación Penal rebajó la pena dictada a Chabán y consideró a los ex integrantes de Callejeros culpables del delito de "incendio culposo seguido de muerte". En 2012 se llevó a cabo el segundo juicio oral por la tragedia, donde la Justicia porteña condenó al dueño del boliche, Rafael Levy, a cuatro años y seis meses de prisión, al tiempo que absolvió a todos los ex funcionarios del gobierno de la Ciudad de Buenos Aires.

En octubre de 2012, la Cámara Federal de Casación Penal aumentó las penas impuestas a Chabán y al cantante Patricio Santos Fontanet por el incendio del boliche. Chabán recibió una pena de diez años y nueve meses de prisión, en tanto que Pato Fontanet, ex líder del grupo, fue condenado a siete años.

En agosto de 2014, la Corte Suprema de Justicia ordenó que un nuevo tribunal a constituir revise el fallo en el que se condenó a prisión a los miembros de Callejeros, y unos días después, el TOC N° 24 ordenó liberar a los ex integrantes de la banda. Chabán murió en septiembre de 2014.

El 6 de abril de 2016, Fontanet se entregó ante la Justicia y fue remitido a la cárcel de Ezeiza, luego de que la Corte Suprema de Justicia ratificara las condenas por la tragedia de Cromañón. El 2 de mayo de 2018, el cantante fue liberado por orden del Juzgado de Ejecución Penal N° 1, que le concedió la libertad condicional.

Una canción homenaje

Sobrevivientes y familiares de víctimas de Cromañón lanzaron la canción "Sin quebrarse", compuesta por Federico Claramut, uno de los sobrevivientes, e interpretada por una decena de artistas de diferentes géneros como Alejandro Lerner, Celeste Carballo, Mimi Maura y Lito Vitale.

El compositor de la canción, Federico Claramut, contó que el espíritu de la canción "fue darle un giro más positivo a todo lo que llegó después del incendio, con el objetivo que no vuelva a pasar algo así". "Hace muchos años decidí que Cromañón no tenía que ser una carga en mi espalda, y aprendí a ir de la mano con ese hecho", destacó Claramut.

Embed

Te Puede Interesar