jueves 29 sep 2022
Revuelo

Crece el malestar en JxC tras el pedido de "reglas decentes" por Carrió

Diferentes exponentes de JxC mostraron su malestar ante los dichos de la líder de la Coalición Cívica, Elisa Carrió.

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a Sitio Andino. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
10 de agosto de 2022 - 12:45

El pedido de Elisa Carrió de "reglas decentes" dentro de Juntos por el Cambio de cara al 2023 y sus críticas a referentes del espacio generaron hoy malestar dentro de la principal coalición opositora.

Mientras Patricia Bullrich le respondió a Carrió que no aceptará "el insulto a nuestros dirigentes", Gerardo Morales la calificó de "irresponsable" y Horacio Rodríguez Larreta consideró que ese "no es el camino".

Anoche, al brindar un reportaje en La Nación +, Carrió dijo que Juntos por el Cambio debería fijar “reglas de decencia” hacia las elecciones de 2023.

“Hacia delante, Juntos por el Cambio tiene que tener reglas decentes, tiene que estar conformada por decentes. No puede haber más negocios”, afirmó Carrió y disparó una serie de críticas contra referentes de Juntos por el Cambio.

La primera en responderle fue la titular del PRO, Patricia Bullrich, quien mostró su malestar y dijo que no puede ver "con buenos ojos el espectáculo degradante de Elisa Carrió, al golpear a dirigentes de Juntos por el Cambio objetando sus conductas éticas. Y esto sin mirar la propia y la de sus aliados. Basta, Carrió".

En un hilo publicado en Twitter, Bullrich agregó: "Se tiene que terminar la impunidad de la palabra. Degradar a Gerardo Morales, presidente de la UCR y gobernador de Jujuy, a Cristian Ritondo, presidente del Bloque PRO de la Cámara de Diputados, a Emilio Monzó, diputado nacional por Juntos por el Cambio, a Rogelio Frigerio, diputado nacional por el PRO y candidato de JxC en Entre Ríos, a Gerardo Milman, vicepresidente del Bloque PRO en la Cámara de Diputados, y a Facundo Manes, diputado nacional por la UCR, para defender posiciones de poder de su fuerza, no es aceptable".

Luego sumó su malestar, el gobernador de Jujuy y titular de la UCR, Gerardo Morales: "Es de una gran irresponsabilidad tu actitud insultante hacia mí como Gobernador. Si hay alguien al que le tocó enfrentar a la mafia y que no negocia impunidad, soy yo"

También a través de Twitter, Morales replicó: "En Jujuy hay 43 empresas, la mayoría de prestigio internacional, invirtiendo en litio con leyes y un código minero que se cumple. Apenas asumí como Gobernador transparenté los padrones mineros para que se conozcan todas las áreas. No permito que se intente manchar nuestra gestión".

En tanto, el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, también mostró su malestar y le contestó a Carrió por Twitter, a través de un texto titulado "Este no es el camino".

"Tengo un profundo respeto por Lilita, una de las fundadoras del espacio junto a Mauricio, pero no estoy de acuerdo con sus declaraciones de estos días sobre distintos miembros de Juntos por el Cambio. Este no es el camino", aseveró el alcalde porteño.

En ese marco, agregó: "Es muy saludable que haya discusiones internas, pero el límite son los agravios".

Entre las frases de Carrió que generaron la polémica y malestar dentro de las filas de la coalición opositora, figuran: "Lo que sabe bien Gerardo (Morales), porque me conoce hace años, es que si tengo que denunciar, denuncio. Muchachos, en el nombre de la unidad nacional no hago más nada. La feliz unidad nacional va a ser sobre la base de la decencia”.

También dijo que "hay personas clave de Juntos por el Cambio que hacen negocio” y que "hay sociedad con el massismo" y además que hubo un "acuerdo de Sergio Massa con el gobierno de Juntos por el Cambio. Básicamente (el exministro de Seguridad bonaerense, Cristian) Ritondo, y el que era ministro de Justicia, de negocios con el massismo, Gustavo Ferrari”.

Por su parte, el Comité Nacional de la UCR repudió en un comunicado las "descalificaciones" de Carrió, indicó que "el adversario está en el Frente de Todos", respaldó a Gerardo Morales, el titular del partido mencionado por Carrió, y consideró que "es una irresponsabilidad hacer denuncias falaces".

A su turno, la Coalición Cívica, el partido fundado por "Lilita" Carrió, comunicó institucionalmente que Juntos por el Cambio "puede pedirle a Carrió que se retire definitivamente de la política, y tal vez es lo que quiere. Si eso sucede, lo hará, pero no puede pedirle que le mienta a la sociedad".

"Consideramos que esto no afecta a la unidad, sino que contribuye a un Juntos por el Cambio mejor, más sincero y plural, como siempre fue y debe seguir siendo", argumentaron.

En el mismo sentido se expresaron otros dirigentes del espacio, como Maximiliano Ferraro, titular de la CC, quien dijo que "el camino es la ejemplaridad, la ética y el contrato moral" y le respondió a Larreta diciendo que "la unidad está garantizada".

Algunos de los dirigentes mencionados por Carrió también salieron a defenderse y mostraron su malestar.

El diputado nacional Rogelio Frigerio dijo que "siempre" trabajará por la unidad del espacio y afirmó que "quiénes atenten contra este objetivo, son funcionales al kirchnerismo".

Finalmente, Emilio Monzó aseguró que seguirá trabajando para que "Juntos por el Cambio sea una alternativa para quienes desean una Argentina de trabajo y progreso", mientras Cristian Ritondo opinó que "Carrió nuevamente sale a jugar su interna de la peor manera. Ensuciar sin sustento a quienes dimos batallas enormes contra el kirchnerismo y las mafias genera un daño innecesario". Fuente: Télam

Te Puede Interesar