Los caprichos de Nikita Mazepin: casi 100 millones de USD para llegar a la Fórmula 1

Por Sección Andino Sports

Equipo de Fórmula 1 estadounidense, pero con colores y capitales rusos. Algo impensado décadas atrás hoy es realidad y este panorama sirve para ilustrar el presente de Haas F1 Team, una de las dos peores escuderías en 2021 (la otra es Williams) y que sirvió de plataforma para el debut del polémico Nikita Mazepin, cuyo padre, Dmitry, gastó cerca de 100 millones de dólares para que llegue al gran circo. El detalle de cómo fue la escalera presupuestaria para su desembarco en la Máxima y cómo es la interna con su compañero quien tiene un perfil opuesto, Mick Schumacher.

Dmitry es un billonario que según Forbes es una de las 100 personas más ricas de Rusia con una fortuna de 1,3 billones de dólares. Bielorruso de nacimiento, supo mover influencias luego de su paso como militar en los últimos años de la Unión Soviética. En la nueva Rusia tuvo cargos ejecutivos en empresas de seguros y después en petroquímicas. También fue funcionario público del Fondo Federal de Propiedad en 2002. Se convirtió en un fuerte hombre de negocios y compró una quinta parte de la empresa de fertilizantes minerales Uralchem, que hoy es uno de los principales sponsors de su hijo.

Nikita, nacido el 02 de marzo de 1999, desde chico tuvo la gran billetera de su padre para correr en todas las categorías previas necesarias y en los mejores equipos. Dispuso del presupuesto para poder probar (algo clave en este deporte) la cantidad de veces que quiso y también disponer de todos los elementos como ilimitados juegos de gomas nuevas, otro punto esencial en el automovilismo porque el caucho fresco otorga un mejor rendimiento del coche y le permite a un corredor desarrollarse.

En su camino hacia la F1 su padre nunca escatimó dinero para cumplirle todos sus caprichos. Puso arriba de 96 millones de dólares contando toda la escalera desde el karting hasta los tres años de contrato con Haas, para el que según el diario italiano Corriere dello Sport, Dmitry pondría 20 millones de euros (24 millones de USD) por temporada para que su hijo sea titular.

Este es el detalle de las categorías en donde Nikita corrió de forma regular desde sus inicios en el karting y los presupuestos estimados:

Karting (2012, 2013 y 2014). Una temporada completa en un equipo de primer nivel como el Tony Kart Racing Team, con el que Nikita corrió en 2013 y 2014, cuesta 200.000 euros (240.000 USD). Esto incluye el campeonato italiano, europeo y el Mundial, que son competencias que disputó el ruso, que fue subcampeón ecuménico en 2014. Corrió tres años en la escuela del automovilismo.

Fórmula Renault Europea (2015). Con la escudería Josef Kaufmann Racing fueron 600.000 euros (720.000 USD) para el certamen continental (no sumó puntos) y también sumó participación en Fórmula Renault de Europa del Norte (NEC por su sigla en inglés), unos 500.000 euros (600.000 USD). En esta divisional terminó 12º en el certamen.

Fórmula 3 Europea (2016). Fue el comienzo del vínculo con un team tradicional y de mucha experiencia en las categorías promocionales como el inglés Hitech. Fue un millón de euros (1,2 millones de USD). Fueron 30 carreras y culminó vigésimo en el torneo.

Fórmula 3 Europea (2017). Otras 10 competencias y completó el top diez en el certamen. Dmitry debió ponerse con otro millón de euros (1,2 millones de USD).

GP3 (2018). Pasó a otro fuerte equipo como el francés ART Grand Prix, múltiple campeón en divisionales previas a la F1. Allí se destacó y fue subcampeón detrás del recordado Anthoine Hubert (piloto francés fallecido en una carrera de Fórmula 2 en 2019). Fue otro millón de euros (1,2 millones de USD).

Fórmula 2 (2019). Siguió con el ART, pero fue 18º en el campeonato entre 20 pilotos que regulares. El presupuesto fue de dos millones de euros (2,4 millones de USD)

Fórmula 2 (2020). Volvió al Hitech y recuperó la sonrisa. Terminó quinto y fueron otros dos millones de euros (2.400.000 USD).

En el medio de este recuento hubo una prueba con el equipo Mercedes en 2019 cuando pagó un millón de libras esterlinas para probar un Mercedes W08 de 2017 en Montmeló, España. Fueron dos días de ensayos con mecánicos de la escuadra alemana y diez juegos nuevos de gomas por día. Las pruebas se extendieron otras 18 jornadas por lo cual gastó un total de 10 millones de libras esterlinas (13,9 millones de dólares) para hacer kilómetros en un auto de la Máxima. Más allá del gusto de subirse a un auto campeón del mundo esos ensayos fueron estratégicos. Para que un piloto pueda correr en F1 debe tener la Superlicencia de la Federación Internacional del Automóvil (FIA) y sumar los puntos necesarios: 40, donde 25 de ellos se tienen haber obtenido en las últimas tres temporadas (antes de debutar en F1) o, en su defecto, haber corrido un mínimo de seis carreras en F2. Además hay que tener 300 kilómetros previos arriba de un F-1.

Resumen:

Año Categoría Costos en USD

2012 Karting 240.000

2013 Karting 240.000

2014 Karting 240.000

2015 Fórmula Renault Europea 720.000

2015 Fórmula Renault NEC 600.000

2016 Fórmula 3 Europea 1.200.000

2017 Fórmula 3 Europea 1.200.000

2018 GP3 1.200.000

2019 Fórmula 2 2.400.000

2019 Prueba en Mercedes 13.900.000

2020 Fórmula 2 2.400.000

2021 Fórmula 1 24.000.000

2022 Fórmula 1 24.000.000

2023 Fórmula 1 24.000.000

Total 96.340.000

No se incluye en este repaso las participaciones en carreras especiales como el Gran Premio de Macao de F3 en 2016 (10º en la carrera clasificatoria y abandonó en la competencia principal) ni participaciones esporádicas en otras categorías.

Tampoco los 130 millones de euros (156 millones de dólares), que Dmitry habría ofertado para comprar Racing Point en 2020 (actual Aston Martin). De hecho el magnate ruso anunció que iba a llevar a la Corte Suprema del Reino Unido a Lawrence Stroll (padre de Lance Stroll, piloto de ese equipo), por la compra ilegítima. En la subasta terminó llevándosela el canadiense, por 105 millones de euros (126 millones de dólares).

Para tomar dimensión del aporte de Mazepin en Haas, esos 24 millones de dólares por temporada es una sexta parte del techo presupuestario que tienen desde este año los equipos de la F1. Son 145 millones de dólares por ejercicio, pero no incluye el costo de marketing, los salarios de los pilotos ni de los tres principales ejecutivos del equipo, así como los gastos vinculados al desarrollo de los motores.

Con este panorama y la fuerte influencia económica que permitió la supervivencia de Haas, fue imposible que lo bajaran de la escudería a Nikita a pesar del repudiable video donde manoseó a una mujer. El escándalo fue luego de ser confirmado como piloto para 2021.

Te Puede Interesar