Fútbol Copa Mendoza

Copa Mendoza: Al final la final, tendrá un final feliz

Por Pablo Marcelo Pérez

Una semana duró esta novela de la final por Copa Mendoza que Huracán Las Heras y Gimnasia y Esgrima se ganaron tras sortear varias etapas que tuvo la participación de todos los clubes afiliados a la Liga Mendocina.

Siete días con notas escritas que fueron y vinieron, con palabras sueltas que dieron rienda suelta a un sinfín de suposiciones. Con descargos en los papeles y cargadas en las redes se fueron tejiendo prosas descompuestas y se dividieron las opiniones sobre quien o no tenía la razón. 

El Lobo no quería jugar y la Liga no estaba dispuesta a desistir sobre la fecha de realización del duelo hasta este jueves, que seguramente bajo el más común de los sentidos llegaron a la firma de un pacto de caballerosidad y salieron del "ojo de la tormenta".

El domingo 15 se jugará este partido decisivo desde la hora 19 en el estadio Malvinas Argentinas con ambas parcialidades para que disfruten de un espectáculo que aguardemos cuente con todos los elementos que redondeen el cierre de una Copa con demasiadas fases por trabajar. La idea y puesta en acción fue en general correcta y los detalles sueltos por atar deberán estar sujeto a un mayor apoyo, tanto de clubes como de empresas privadas para impulsarlo en el futuro.

Algunas instituciones que componen la familia del fútbol de entrecasa deberán guiarse por un camino más cercano a la generosidad con otros pares y dejar de lado sus pretensiones más competitivos en el mapa nacional al menos un par de veces por mes.

La frustrada final de la Copa Vendimia 2018, suspendida por la Liga tras la negativa desde el Gobierno a hacerse cargo de la seguridad en un duelo que tendría a Independiente Rivadavia y Godoy Cruz como ocasionales rivales, con hinchas de ambos en las tribunas, representó una mancha, que rápidamente se quiso remandar con otro certamen mas federal dentro del territorio provincial, que por muy poco no terminó tampoco..

Lo que debería quedar en claro en un próximo campeonato de características similares es que no sea obligatorio competir y que nadie será sancionado si se toma ese proceder. Entonces Gimnasia o cualquier otro más podrá decir "no" quiero formar parte de esta Copa y así se evitará formar parte de un "capricho de niño".

Al final la final, tendrá un final feliz por el bien de todos. Un final gestado desde clubes serios y maduros, con programación acertada de lo que asintieron y sin tantas excusas por lo que parecería un castigo. "Levantar una Copa y buscar ser campeón".

Jueguen a la pelota, que es lo más lindo que tiene de este deporte, los intereses que queden en el banco de suplentes.




Te Puede Interesar