domingo 27 nov 2022
PARO Y MOVILIZACIÓN

Alvear: "Los docentes dijimos basta"

Docentes y celadores se adhirieron a la medida en un 95 %. Aulas vacías, la postal que se repetía en el departamento del Sur.

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a Sitio Andino. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
Por María José Aguas 27 de julio de 2022 - 12:35

Sin divisiones y con un acatamiento al que califican de “histórico”, docentes y celadores de General Alvear se unieron para llevar adelante la medida de fuerza de manera contundente. Muchos de los referentes dijeron presentes en la protesta en la capital provincial y otros tantos marcharon por la principal avenida del departamento en reclamo de un salario digno. Noticiero Andino General Alvear realizó una recorrida por las instituciones donde las postales del paro se repetían.

“Nos han hecho perder tanto que hasta el miedo hemos perdido”, aseguró Emilce Nesteruk, regente de la escuela 12 de Agosto, una de las instituciones de nivel medio cabeceras de la Ciudad que presentaba un panorama con las aulas completamente vacía. “Esta medida es por lo salarial, pero también por la infraestructura, las condiciones laborales a las que estamos expuestos, hoy no tenemos ni la posibilidad de enfermarnos, o tener algún familiar enfermo, hay un montón de situaciones que condicionan nuestro sueldo y que hacen que no nos podamos encargar de la salud y de la enfermedad como corresponde”, relató.

En la misma línea, Mabel Figueroa, directora de la escuela técnica Jorge Barraquero, se sumó a las críticas, “realmente estamos pasando por un momento difícil donde el salario es muy bajo con respecto a lo que se necesita para vivir, necesitamos ser escuchados”. Este establecimiento tiene un reclamo histórico, que no ha sido atendido con el correr de las gestiones, como es el estado de los techos, “cuando llueve intensamente varias aulas quedan inhabilitadas, las condiciones laborales no son las adecuadas”.

HISTORICO ACATAMIENTO AL PARO - EMILCE NESTERUK - MABEL FIGUEROA

La importante adhesión también se replicó en el nivel primario. En las instituciones urbanas se registró escasa presencia de docentes, celadores y alumnos. Símbolo de esto, fue la puerta de la escuela Carlos María de Alvear, una de las más pobladas de la Ciudad, que con un cartel que rezaba “por mejoras laborales y salariales” y otro que explicaba el detrimento de los salarios de los trabajadores de la educación.

El zona rural el panorama no fue muy diferente, pocas docentes y casi nula la asistencia de alumnos. Liliana Massa, directora de la escuela Valentín Vistuer Gil, del distrito Bowen, comentó que el acatamiento en ese establecimiento, fue del 67 por ciento, ya que “hubo docentes y celadores que no se sumaron a la medida, no porque estén en desacuerdo, sino por el descuento, son sostén de familia y necesitan el dinero.”

“Nuestras autoridades no son las que tienen los oídos más abiertos para los reclamos, entendemos la realidad de la provincia y del país, pero no estamos pidiendo una utopía, no damos más, hemos llegado a un momento donde no nos importa el ítem aula, los docentes dijimos basta”, advirtió.

Te Puede Interesar