Viajó a Estados Unidos

Cuba: para la hija de Castro no rigen las prohibiciones

Raúl Castro no tuvo el menor reparo en autorizar a que su hija participe en un evento académico nada menos que en los Estados Unidos, ese país al que los Castro han señalado durante más de 50 años como su principal enemigo.

Por Sección Internacionales
Las prohibiciones para dejar la isla que pesan sobre la población cubana pueden ser exceptuadas dependiendo de las influencias que se tenga. Así parece evidenciarlo la decisión del comunismo cubano, que no tuvo el menor reparo en dejar que la hija del dictador participe en un evento académico nada menos que en los Estados Unidos, ese país al que los Castro han señalado durante más de 50 años como su principal enemigo y al que le han atribuido culpas de sus problemas.

Mariela Castro obtuvo una visa por parte de Washington y entre el 23 y el 26 de mayo participará del XXX Congreso de LASA (Latin American Studies Association, Asociación de Estudios Latinoamericanos), una agrupación profesional de investigadores e instituciones dedicados a estudios en la región. El médico Alberto Roque, quien trabaja con ella, también tuvo la autorización de ambos países y podrá acompañarla.

La hija de Raúl Castro, de 50 y quien participaba este miércoles en la ciudad de Cienfuegos (en actividades de la Jornada Cubana contra la Homofobia, que ella organiza, será parte además de un panel sobre diversidad sexual en esa misma ciudad de California, indicaron fuentes de LASA.

Otro cubano que recibió el visado fue el historiador Eusebio Leal, quien ocupa un alto cargo como encargado del patrimonio cultural y de la restauración arquitectónica de la capital cubana, informaron sitios de noticias de la comunidad cubano-estadounidense en Miami.  El funcionario ya está en Nueva York y dará el viernes una ponencia en Washington.

Directora del Centro Nacional de Educación Sexual de Cuba (Cenecex), Mariela Castro es sexóloga y psicóloga y desde hace tiempo aboga por la legalización del matrimonio gay en Cuba, pese a que los derechos de esa comunidad fueron censurados por el régimen durante mucho tiempo. En 2011, abrió un blog y una cuenta en la red social Twitter, donde se enfrentó a la conocida disidente Yoani Sánchez.

Pese a que no mantienen relaciones diplomáticas, Cuba y los Estados Unidos otorgan puntualmente visados a funcionarios de ambos países. El presidente Barack Obama flexibilizó además las restricciones a los viajes e intercambios de profesionales y artistas, que había impuesto su antecesor George W. Bush, lo que aumentó considerablemente el número de visitas.

Tras conocerse la autorización que recibió la hija de Castro, el senador Robert Menéndez criticó que se le haya dado el visado y lo calificó de "decepcionante". "Ni el Gobierno de los Estados Unidos ni la Asociación de Estudios Latinoamericanos deberían estar en el negocio de dar a un régimen totalitario, como el de Cuba, una plataforma para exponer su torcida retórica", dijo en un comunicado."La señora Castro es miembro prominente el Partido Comunista de Cuba y no creo que exista la autoridad para proporcionarle un visado conforme a la Proclama Presidencial 5377, que prohíbe ofrecer visas de no inmigrante a nacionales cubanos que sean funcionarios o empleados del Gobierno o del Partido Comunista de Cuba", agregó.

Durante los 48 años que decidió los destinos de Cuba, Fidel Castro, tío de Mariela, viajó cinco veces a los Estados Unidos. La última vez fue en septiembre del 2000, para participar en reuniones de las Naciones Unidas.

Fuente: Infobae

Te Puede Interesar