Don Goyo

El volcán Popocatépetl se encuentra activo y acecha a la Ciudad de México

La actividad del volcán "Don Goyo" interrumpe vuelos y amenaza a la Ciudad de México. Los posibles riesgos.

La actividad reciente del volcán Popocatépetl, conocido como "Don Goyo", causó varios problemas significativos en varias operaciones aéreas y dejó rastros de ceniza en diversos municipios. En el último informe del Centro Nacional de Prevención de Desastres (Cenapred), destacan 13 exhalaciones y más de 23 horas de tremor de alta frecuencia y baja amplitud.

La emisión continua de gases y ceniza hacia el noreste produjo una ligera caída de ceniza en municipios de Morelos, Tlaxcala, Ciudad de México, Puebla y Estado de México. A pesar de este escenario, el volcán se encuentra en amarillo fase 2 según el Semáforo de Alerta Volcánica del Cenapred y la UNAM, lo que implica posibles explosiones y lluvias de ceniza leves a moderadas.

image.png
El volcán Popocatépetl se encuentra activo y acecha a la Ciudad de México

El volcán Popocatépetl se encuentra activo y acecha a la Ciudad de México

Los riesgos sobre la Ciudad de México

Aunque la Ciudad de México se ubica a unos 70 kilómetros al noroeste del Popocatépetl, las posibles implicaciones de una erupción generan inquietudes. La ceniza volcánica, los flujos piroclásticos y los lahares (flujo de sedimento y agua que se moviliza desde las laderas de volcanes) son riesgos que podrían afectar a la CDMX, aunque las probabilidades de que la lava llegue directamente son casi nulas.

Según el Atlas Nacional de Riesgos del Cenapred, en caso de una erupción significativa, la lava podría extenderse hasta 2 km en dirección norte, este y noreste, afectando principalmente a Puebla, Morelos y el Estado de México. Mientras que la CDMX no estaría directamente amenazada por la lava, ciertas alcaldías podrían enfrentar la caída de ceniza, especialmente Milpa Alta, Tláhuac, Xochimilco, Iztapalapa, Tlalpan y Coyoacán.

Durante una erupción, el volcán puede expulsar grandes cantidades de ceniza volcánica, la cual puede ser transportada por el viento hacia la Ciudad de México y áreas circundantes. La ceniza volcánica puede causar problemas respiratorios, daños a infraestructuras, sistemas de transporte y afectar la salud de la población. Esta situación enfatiza la vulnerabilidad incluso en la distancia y mueve a la ciudadanía a considerar medidas de precaución.

Las autoridades federales instan a la población a mantenerse informada a través de canales oficiales como www.gob.mx/cenapred y @CNPC_MX en Twitter. Se hace un llamado a la precaución, evitando acercarse al volcán y siguiendo las indicaciones en caso de lluvias fuertes, que podrían desencadenar lahares./Infobae.

Te Puede Interesar