Guerra

Bombardeos rusos dejan al menos 23 muertos en Ucrania

El Estado Mayor de las Fuerzas Armadas de Ucrania informó que las fuerzas rusas lanzaron ataques aéreos.

El resultado de los ataques de Rusia que desde ayer acosan a Ucrania causó al menos 23 muertos y 73 heridos y apagones generalizados en casi todo el país, que espera la llegada de tanques occidentales para enfrentar la intensificación de la ofensiva de Moscú.

El Estado Mayor de las Fuerzas Armadas ucranianas informó que las fuerzas rusas lanzaron ayer tres ataques aéreos y 57 con misiles y abrieron fuego también con sistemas de lanzamiento múltiple de cohetes en 69 ocasiones, concretamente contra infraestructuras civiles.

Varias explosiones resonaron esta mañana en Kiev, informaron periodistas de la agencia de noticias AFP.

"Todos los servicios están trabajando ahora en los lugares donde impactaron los misiles rusos. De los más de 30 misiles lanzados sobre Ucrania durante el día, más de 20 fueron derribados", informó el primer ministro de Ucrania, Denis Shmigal, a través de Telegram.

El asesor presidencial ucraniano Kirilo Timoshenko, indicó en Telegram que los ataques tuvieron como objetivo instalaciones clave de la capital, en plenas celebraciones del Año Nuevo ortodoxo.

Los bombardeos alcanzaron también infraestructuras en el noreste, este, sur y centro de Ucrania, provocando "apagones de emergencia" en "la mayoría de las regiones", indicó el ministro de Energía, German Galushchenko.

"En relación con esto, la situación más difícil se vive en Jarkov y Kiev y Leopolis (oeste)", agregó Shmigal .

En la ciudad de Dnipro, ubicada en la región de Dnipropetrovsk, el impacto de un misil sobre un edificio residencial dejó al menos 23 muertos y 73 heridos, según el jefe del consejo regional, Mikola Lukashulas.

Los equipos de rescate hallaron viva a una persona entre los escombros, informó a la televisión el alcalde de esa ciudad, Borys Filatov, y, según la policía nacional, aún se buscan a 40 personas cuyos familiares pidieron ayuda.

El gobernador de la región, Valentin Reznichenko, informó que "continúa el desmantelamiento de las estructuras destruidas del edificio" y "ya se han retirado casi 3.500 toneladas de escombros".

Al menos 72 viviendas quedaron destruidas y otras 230 dañadas.

Las autoridades de la ciudad de Dnipro declararon tres días de luto.

En la región de Donetsk, cinco muertos y cuatro heridos; en la de Sumy, un herido, y en la de Jersón, dos heridos, precisó hoy Kirilo Timoshenko, jefe adjunto de la oficina del presidente, en un mensaje de Telegram, citado por la agencia ucraniana Ukrinform.

También se registraron ataques en la región meridional de Zaporiyia.

Rusia bombardea metódicamente desde octubre, tras sufrir una serie de reveses militares, las infraestructuras vitales de la exrepública soviética, confrontada al desafío de proceder a reparaciones rápidas para paliar la crudeza del invierno.

En el terreno, las tropas de Moscú intensificaron su ofensiva en el este y los puntos "más calientes" del frente se hallan en Soledar y en la cercana ciudad de Bajmut, principal objetivo de Moscú, declaró ayer el gobernador de la región de Donetsk, Pavlo Kirilenko.

El presidente ucraniano, Volodimir Zelenski, sostuvo en cambio que "el terror ruso" solo podrá ser detenido "en el campo de batalla".

La semana pasada, Francia, Alemania y Estados Unidos prometieron vehículos blindados para transportar infantería y tanques de reconocimiento.

Fuente: Télam

Te Puede Interesar