el último eliminado

"Soy un tipo jodido y cabrón", dijo Alfa de Gran Hermano

El participante de Gran Hermano se fue el domingo de la casa más famosa del país al enfrentarse a Romina.

Walter Alfa Santiago es el último eliminado de Gran Hermano 2022 (Telefe) hasta el momento y, según la dinámica del reality show, este lunes se enfrentó a El Debate conducido por Santiago del Moro, acompañado por los especialistas.

“Yo quería cerrar la puerta, como dije de entrada. Siempre que hago algo, lo hago hasta el final. Pero estoy acá porque es un juego, y en el juego podés ganar o perder. Y esta vez la gente eligió que yo me fuera”, comenzó diciendo el sexagenario tras las presentaciones de rutina. “Varias cosas que pasaron en las últimas semanas dentro de la casa me complicaron. Me fui dando cuenta de cosas que no me gustaron. Y quizás me equivoqué en algunas actitudes, como haber enfrentado a Romina. Pero yo no soy de guardarme las cosas”, insistió en su punto.

“No era un retiro espiritual, no era una reunión de amigos. Era un juego y Romina jugó mejor. Y yo estoy afuera”, resumió Alfa. Luego de que el conductor le apuntara la manera en que desplegó su personalidad en la convivencia, dijo: “Nunca me creí poderoso. Te juro que no. Jamás me sentí el amo. Siempre fui el mismo. Podría haber quedado afuera en cualquier placa. Pero nunca me creí el amo de la casa”.

“Tengo 60 años y cambiar la manera de ser a los 60 años, no es fácil. Soy un tipo jodido, soy cabrón. Si digo que algo es negro, es negro. No tengo medias tintas”, justificó su estilo. “Dentro de la casa todo se potencia muchísimo. A las 24 horas te olvidas de que hay cámaras y micrófonos, entonces todo se potencia. Si yo ahora tengo una discusión con vos, salgo del estudio, me voy a mi casa y se acabó. Ahí si discutías con alguien, después lo ves en el baño, en el sillón, en la cocina...”, dijo.

En cuanto a por qué cree que cambió el juego y, de ser uno de los jugadores más fuertes a pasar a ser un eliminado más, rememoró: “La semana anterior a que venga Ariel, eramos nueve y dijimos: ‘Qué tranquilos que estamos, para qué va a venir alguien’. Pero vos abriste la gatera y entraron cinco de golpe. A Ariel y a Camila los recibí con la mejor. Con Ariel empecé a hacer bromas de entrada. Y a Camila también. Pero lo que vi es que hubo un gran vacío hacia ella, muy grande. A la primer fiesta a la que fue, todos se fueron a cenar y ella se quedó sola. Y a mí me partía el alma. Creo que jodió todo de ella. Hay personas brillantes y personas brillosas. Y yo creo que ella es brillante, con todas las fallas que pueda tener. Es una persona que se destaca”. Fuente: Teleshow

Te Puede Interesar