Gastronomía

Suspiro limeño: conocé la historia que esconde este delicioso postre

Te contamos el curioso origen tras el nombre de este icónico dulce peruano, así como su sencillo paso a paso para prepararlo en casa el Suspiro limeño.

No es ningún que secreto que la gastronomía peruana está entre las más reconocidas del mundo. Una cocina que, en realidad son muchas, resultado de distintas tradiciones culinarias, el Suspiro limeño, es uno de sus platos fuertes.

Quizá una de las primeras imágenes que nos vienen a la cabeza al pensar en el recetario peruano es su archiconocido ceviche (tan popular es que cuenta incluso con su ‘Día Mundial’ propio). En el terreno de las bebidas, siempre aparece, claro, el famoso pisco. También es habitual como referencia, ésta más actual, la excelencia de los restaurantes de alta cocina de Perú, con estrellas del fogón de la talla de Virgilio Martínez; su establecimiento, Central, fue aupado al número 1 del mundo el pasado mes de junio, según la influyente lista ‘The ‘Word’s 50 best restaurants’.

Suspiro limeño: conocé la historia que esconde este delicioso postre

Pero hoy nos vamos a detener en otro terreno relativo a la despensa peruana: sus deliciosos postres, terreno más que fértil, en el que destacan dulces tan icónicos como el queso helado (que paradójicamente no lleva queso sino leche); la mazamorra morada (elaborado a base de maíz morado); los picarones (dulces fritos con forma de rosquilla), o el que nos ocupa en esta ocasión: el famoso Suspiro limeño o Suspiro a la limeña. Una de las recetas golosas más representativas del país latinoamericano (elaborado a base leche condensada, leche evaporada, azúcar, huevos, esencia de vainilla, vino de oporto y canela), y cuyo evocador nombre cuenta con una curiosa historia detrás.

Al parecer fue el escritor peruano José Gálvez Barrenechea quien bautizó el postre a inicios del siglo XIX. Lo llamo así tras probar una preparación hecha por su esposa, Amparo Ayarez, experimentada repostera. Tan fascinado quedó por su sabor que, en un alarde poético, lo describió como ‘un suave y dulce suspiro de mujer’.

Un nombre de lo más sugerente para un dulce tan rico como sencillo de elaborar. Es cierto que no hay modo de elaboración único (como en toda receta popular cuenta con infinidad de variantes). La que nosotros os proponemos a continuación a es una de las más tradicionales, que nos llega de la mano de los expertos de PROMPERÚ (Comisión de Promoción del Perú para la Exportación y el Turismo), según publica Hola.

Receta de Suspiro Limeño, paso a paso

Ingredientes:

  • 1 lata de leche evaporada
  • 1 lata de leche condensada
  • 5 huevos
  • 1 y 1/2 tazas de azúcar
  • 1 vaso de oporto
  • 1 cucharadita de vainilla
  • Canela en polvo

Elaboración:

  • Echamos la leche evaporada en una olla y añadimos la leche condensada. Cocinamos a fuego lento hasta que adquiera textura homogénea, moviendo constantemente para que no se queme.
  • Después, retiramos la olla del fuego. Separamos las yemas de los huevos (las claras las reservamos para un poco más adelante). Agregamos las yemas a la olla y el extracto de vainilla. Mezclamos y devolvemos la olla al fuego, continuamos removiendo unos 3 o 4 minutos más. Retiramos del fuego y dejamos que temple.

El merengue

  • En primer lugar, mezclamos el azúcar con el vino de oporto hasta obtener un almíbar.
  • A continuación, montamos bien las claras de huevo que habíamos reservado y vamos añadiendo poco a poco el almíbar hasta que la mezcla adquiera punto de merengue.

Montaje

  • Servimos en copas colocando primero la crema, a continuación, el merengue y, por último, espolvoreamos al final con un poco de canela en polvo.

Te Puede Interesar