Gestión de Gobierno

Javier Milei empieza el séptimo mes repitiendo esquemas

El Gobierno de Javier Milei, una vez más, tergiversa datos para mostrar un logró que no es tal. Los salarios siguen perdiendo fuerte en esta gestión.

Por Marcelo López Álvarez

El gobierno de Javier Milei comienza a transitar su séptimo mes, sin leyes aprobadas, basando sus arrebatos políticos emocionales en un DNU flojo de papeles y en un relato construido en base a las redes y el contacto con comunicados amigables.

Una de las constantes de estos seis meses de la comunicación del gobierno fue la tergiversación de los números, cuando no son directamente mentira o inventos del Presidente o sus funcionarios.

Uno de esos inventos, que hizo circular el ecosistema comunicacional del gobierno libertario, es que los salarios en abril comenzaron su recuperación doblando a la inflación.

El dato tergiversado y cuasi inventado fue, después, avalado por Milei en redes y oficializado por la Oficina del Presidente de la República -que nadie sabe qué es y quién la comanda- mediante un comunicado oficial en la red social X

Embed - https://publish.twitter.com/oembed?url=https://x.com/OPRArgentina/status/1800137006728745059&partner=&hide_thread=false

Javier Milei y el RIPTE inflado

La construcción mediática respecto a los salarios de abril dice que el RIPTE (Remuneración Imponible Promedio de los Trabajadores Estables) arrojó un aumento del 16,1% casi duplicando a la inflación 8,8% el mes de abril.

El dato del crecimiento del RIPTE es correcto y lo es también el de la inflación, pero veamos ¿El RIPTE refleja el aumento de salarios?

Lo primero es que el RIPTE contempla solo los trabajadores registrados y estables que hayan tenido tal condición en los últimos 13 meses. Pero además tiene una particularidad, que es que el RIPTE toma como referencia el máximo de salario sujeto a aportes de ANSES.

Qué pasa ahora con ese dato y por qué tiene esa variación notable en abril. Porque en ese mes de abril el monto varió dos veces, de acuerdo con la fórmula previsional de marzo (27,18%) y, luego por el DNU de Javier Milei (que dicta la nueva forma de ajustar las jubilaciones por inflación y mensual), volvió a subir en abril (27,4%).

De esa manera el RIPTE es engañoso para hacer las cuentas que el gobierno utiliza para festejar lo inexistente.

Pero además la propia web del ex ministerio de Trabajo donde se sube el cálculo del RIPTE aclara que es un cálculo que se usa para calcular las jubilaciones y en negrita agrega “El RIPTE no refleja necesariamente la evolución de los salarios del empleo registrado privado”

Pero si esto fuera poco démosle la derecha un ratito a Milei con el dato del RIPTE. La índice marca que el salario en los seis meses de gobierno libertario perdió más de 11 puntos frente a la inflación.

Pero qué pasa frente a los números que miden con más certeza los ingresos; de ninguna manera los salarios están recuperando y, profundizando un poco más, ni acercándose siquiera a noviembre del 2023.

Si tomáramos el SIPA (Sistema Integrado Previsional Argentino) que da el promedio de todos los empleos registrados privados o el Índice de salarios para empleo registrado privado del INDEC lo que se observa claramente es que la caída de los salarios de diciembre y enero consolidó un nuevo piso salarial ubicándose 10 puntos por debajo de los salarios de noviembre de 2023 y un amesetamiento en los últimos tres meses, pero ningún signo de recuperación.

image.png
A pesar de lo que difunde el Gobierno de Javier Milei en lo que va del año se cerraron 275 mil cuentas sueldo en las entidades financieras argentina

A pesar de lo que difunde el Gobierno de Javier Milei en lo que va del año se cerraron 275 mil cuentas sueldo en las entidades financieras argentina

El ajuste de Javier Milei también en salarios

Dos datos más se suman para dar por tierra cualquier recuperación salarial, por un lado, la caída feroz del empleo. Solo en empleo registrado los bancos informan el cierre de 270 mil cuentas sueldo en este año.

Por otra parte, en un contexto de aumento de la desocupación (en la próxima medición del INDEC volverá a los dos dígitos) por razones de mercado, que los liberales deberían conocer, es casi imposible una mejora de salarios de la magnitud que asegura el gobierno, a lo sumo se puede aspirar a estancamientos en niveles más bajos.

Y por último si se analiza cómo está compuesto el “aporte” al superávit fiscal dibujado por el presidente Milei y el ministro Luis Caputo se observa que los salarios aportaron 10 puntos de ese ajuste salvaje en busca del superávit.

image.png

El Gobierno puede mostrar como éxito en estos seis meses que viene invicto en no dar ni un número serio y cierto de la economía.

Te Puede Interesar