Modificación en suspenso

Troceo de carne: chau resolución, pero el Gobierno insiste

La medida que impone reducir el troceo de la media res a piezas de carne menores de 32 kilos iba a arrancar desde el 15 de enero. Qué pasará tras la derogación.

Más allá de que esta semana se decidió la derogación de la resolución que establecía la comercialización minorista de carne vacuna en piezas menores a 32 kilos, el secretario de Agricultura, Juan José Bahillo, afirmó que no va a renunciar al llamado troceo y que "hombrear la media res se termina" en el país.

"Estamos trabajando en la mesa técnica con los gobiernos provinciales, entendiendo que tenemos que coordinar y generar puntos y decisiones en común, sin perder de vista que el troceo se viene", dijo hoy Bahillo en declaraciones radiales sobre la discutida medida.

Tras un un encuentro con las provincias en el marco de la Mesa Técnica de Carnes, esta semana se definió que Agricultura derogará la Resolución 22/2021, que iba a empezar a regir desde el 15 de enero próximo.

Concretamente, apuntaba a cambiar el fraccionamiento de carne de la clásica media res (32 kilos) por un cuarto de res o menos. Algo que, más allá de los motivos, podría generar un efecto indeseado: el impacto en el precio final al público por un incremento en el costo de distribución de la carne a puntos de venta.

Pese a la decisión de la Mesa sectorial, el secretario de Agricultura aseguró que "no vamos a renunciar al troceo por una cuestión de calidad de vida y salud de los trabajadores, quienes no pueden seguir forcejeando con medias reses".

Esto se da luego de una prórroga aplicada a pedido de los empresarios al Gobierno nacional. Es que la medida del 2021 daba un plazo para adaptar la infraestructura de los frigoríficos dado que se requeriría más espacio en las cámaras, pero en octubre se solicitó más tiempo a fin de completar las inversiones necesarias.

Los argumentos

"Hay que volver a poner en análisis y avanzar sobre si hay medios mecánicos, cuál es el límite máximo que un trabajador puede manipular, las categorías de medios mecánicos, pero hombrear la media res se termina", puntualizó el funcionario.

Según Bahillo, la idea de modificar el fraccionamiento o troceo de carne sigue adelante. Y que se trata en parte de plazos de adaptación para un cambio en la forma de comercialización por primera vez en más de dos siglos.

En tal sentido, el funcionario indicó que "lo que plantean los gobiernos provinciales y el sector privado es el sistema de cámara, la capacidad y la estacionalidad", lo cual "cambia la logística y se les da tiempo para adecuar esas cuestiones, pero no para cuestionar la medida de fondo".

"La discusión es si seguimos comercializando carne vacuna como hace 150 años atrás o comercializamos carne vacuna como nos demandan las condiciones sanitarias, bromatológicas y la salud del trabajador y del consumidor", cerró el 1 de Agricultura.

Te Puede Interesar