Análisis

FMI: Una negociación que requiere audacia e imaginación

Las negociaciones con el Fondo Monetario Internacional continúan contra reloj. Muchos rumores y pocas certezas de lo que puede pasar en las próximas horas.

Nadie puede saber a ciencia cierta porque el Fondo decidió salir casi unilateralmente de la situación argentina en sus redes sociales. Las interpretaciones que básicamente se pueden hacer son dos.

https://publish.twitter.com/oembed?url=https%3A%2F%2Ftwitter.com%2FFMInoticias%2Fstatus%2F1682156637975646208&partner=&hide_thread=false

Una que el acuerdo está realmente al caer por lo que el equipo de comunicación del organismo prepara el terreno para los anuncios.

La segunda es que referirse públicamente a las negociaciones sólo tuvo por objetivo remarcar que las negociaciones van por camino separado de los informes y trabajo del staff técnico. El Staff Report de Sector Externo que se conoció el miércoles generó mucha confusión mediática y política por desconocimiento y se lo tomó como la posición de los negociadores del Fondo con la Argentina.

Nada más alejado de la realidad. Los negociadores son políticos con conocimientos técnicos que dependen directamente de las decisiones políticas del Directorio. Los reportes técnicos son trabajos de los investigadores y técnicos del Fondo que muestran el análisis de la situación mundial que, como se ha visto reiteradamente, se desmarcan demasiado de las decisiones del Fondo.

De hecho son esos mismos equipos técnicos quienes en su momento en algunos papers cuestionaron el carácter político del préstamo acordado al gobierno de Mauricio Macri.

El informe conocido el miércoles llevaba como subtítulo Reequilibrio externo en tiempos turbulentos y analiza la totalidad de las economías globales precisamente en estos tiempos turbulentos.

La situación no le quita relevancia al informe porque es lo que piensa el organismo en forma técnica (o al menos una parte de sus investigadores) sobre la situación actual de la Argentina ya que obviamente el trabajo tiene un apartado dirigido a nuestro país.

image.png
¿Habrá foto? La economía sigue pendiente de un  nuevo apretón de manos entre Sergio Massa y la titular del Fondo Monetario Internacional.

¿Habrá foto? La economía sigue pendiente de un nuevo apretón de manos entre Sergio Massa y la titular del Fondo Monetario Internacional.

Hay que decir que el trabajo de los técnicos de por sí es bastante pobre en cuanto a ideas y pensamientos, perfectamente puede ser un copy and paste de lo que mes a mes escribió el Fondo sobre cualquier momento o lugar. Propone como método para superar las crisis, ajuste, contracción monetaria, devaluación y unificación de las cotización del dólar. Sin importar que la economía del país se dirija así a una recesión profunda y una segura crisis sin fin con las consiguientes consecuencias.

En uno de sus párrafos asegura que "Una consolidación fiscal favorable al crecimiento, combinada con una política monetaria restrictiva y un régimen cambiario simplificado siguen siendo esenciales para moderar el crecimiento de la demanda interna, fortalecer la balanza comercial, recomponer las reservas internacionales, recuperar el acceso al mercado (de deuda) y asegurar la sustentabilidad fiscal y de la deuda externa". Siempre dicho, siempre puesto en práctica en cualquier lugar del mundo y nunca exitoso.

El equipo técnico del Fondo establece en su informe que la brecha real o el atraso del valor del dólar está entre el 15 y 20 por ciento, por lo que el dólar oficial según el Fondo debería rondar los entre los 310 y 320 pesos. La verdad un valor que se ve bastante lejano a lo que pasaría de unificarse el mercado cambiario. Las estimaciones de los técnicos del Fondo suenan muy parecidas a las boberías que desparramaba por la TV Alfonso Prat Gay en la campaña 2015 cuando aseguraba que la liberación del mercado cambiario no provocaría inflación por que los precios ya estaban fijados en blue.

En un contexto de reservas muy escasas por diversos factores entre las que hay considerar el pésimo manejo que hicieron Alberto Fernández y Martín Guzmán de los superávit de 2020/21 y 22. Alberto Fernández aún hoy sostiene que su maestro fue Néstor Kirchner, algo está claro poco aprendió del manejo y de la famosa libretita negra del ex presidente.

En este contexto de liberar el mercado para unificar el dólar y a partir de allí recuperar las reservas y se normalice después solo el tipo de cambio, como propone el Fondo, no solo es una locura que solo generaría crisis y devastación de la economía sin que demuestra que el Fondo conoce poco y nada del comportamiento cultural, social y económico de los consumidores, empresarios, dirigentes y trabajadores de la Argentina.

El proceso definitivo es exactamente al revés, primero recuperar reservas, continuar con las restricciones un tiempo prudencial y después recién encaminar lentamente la unificación de los mercados cambiarios.

Pero además el Fondo (como advertimos días atrás) es un árbitro muy parcial que pretende continuidad de responsabilidades en el Estado argentino, se hace el zonzo con su continuidad. El préstamo al gobierno de Mauricio Macri no solo fue ilegal en los términos de los propios reglamentos del Fondo sino que fue netamente político. Ahora, el organismo pretende que la devolución y las negociaciones solo sean técnicas, sin tomar en cuenta ninguno de los procesos económicos y políticos que vive la Argentina hoy.

La salida es un intríngulis que requerirá dos cosas que todavía no sabemos si los dirigentes poseen; audacia e imaginación.

Te Puede Interesar