tunuyán

Liberaron a los cuatro detenidos que tenía la causa por el crimen de Verónica Escudero

La decisión la tomó el Juez luego de dar negativo el cotejo de ADN. Antes, un testigo clave no los había reconocido. Sólo uno de los tíos seguirá detenido por otro abuso sexual contra la víctima. Todos siguen vinculados a la causa.

Por Pablo Segura
Era cuestión de esperar y hoy se confirmó. El Juez Oscar Balmes decidió liberar a los cuatro detenidos que tenía la causa por el crimen de Verónica Escudero (11), la niña violada y asesinada en Tunuyán, y ahora el caso quedó sin sospechosos.

Se trata de los dos tíos de la pequeña, Daniel Escudero (48), su hermano Ramón (58), un primo, Daniel (29) y un joven de 22, identificado como José Funes.

Sin embargo, el mayor de estos, seguirá tras las rejas, ya que está acusado en otra denuncia por abuso sexual contra la víctima, hecho por el cual ya había sido liberado en anterioridad antes de ser capturado por el crimen de la menor. Los otros tres quedarán libres.

No obstante, los cuatro sospechosos seguirán imputados y vinculados a la causa. El juez Balmes, en comunicación con SITIO ANDINO, aseguró que se les otorga la liberación en la causa Escudero "por falta de mérito".

Esto significa que el magistrado no tiene pruebas como para poder procesar a la víctima, como así tampoco puede dictar el sobreseimiento -desvinculación total de la causa-.

La decisión se tomó luego de que el cotejo de ADN con los acusados diera negativo. En tanto que semanas atrás, un testigo clave –que habría visto a los autores del hecho- tampoco había podido identificar a dos de los detenidos como autores del hecho.

De esta forma, ahora la investigación del caso vuelve a foja cero. De todos modos, la muestra de ADN arrojó datos que ayudan al magistrado a seguir los pasos de los autores.

Es que el análisis demostró que los autores podrían ser personas de la misma familia de la víctima e, incluso, trascendió que sería del lado paterno de Verónica.

Con esas pistas, Balmes continuará su pesquisa e intentará dar con los verdaderos autores del conmocionante crimen.

Verónica Escudero, una niña de 11 años, fue asesinada el 11 de mayo en Tunuyán. Las pericias indicaron que la menor fue atacada a orillas del Río Tunuyán y, luego de ser abusada sexualmente, fue lanzada viva al agua, donde murió ahogada.

El caso generó indignación en la población de ese departamento y hubo varias marchas para pedir Justicia.

A horas del caso, la Justicia ordenó la detención de cuatro personas, tres de ellas, familiares directos de la niña, quienes hoy quedaron libres.

La madre de la niña, Alejandra García, cargó duramente contra el Juez de la causa, quien meses antes había liberado a uno de los sospechosos -el tío que hoy quedó detenido por esa vieja causa-. Este había sido denunciad en marzo por otro abuso sexual, pero el Juez no encontró pruebas en su momento para mantenerlo tras las rejas.

Por esta decisión, el magistrado fue citado por la Bicameral de Seguridad para que diera detalles de su accionar.

Te Puede Interesar