martes 27 sep 2022
informe

La advertencia de la ONU sobre el cambio climático: la mitad de la población mundial es "altamente vulnerable"

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a Sitio Andino. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
Por Sección Internacionales 28 de febrero de 2022 - 00:00

 Científicos de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) encienden -una vez más- las alertas sobre la crisis climática, cuyos efectos son cada vez más contundentes.

 "La evidencia científica acumulada es inequívoca: el cambio climático es una amenaza para el bienestar humano y la salud planetaria", es la conclusión del grupo de 270 científicos de 67 países que han revisado para la ONU más de 34.000 artículos para sentar las bases sobre los impactos que está provocando ya el calentamiento. Un fenómeno que en estos momentos no se puede revertir y cuyas consecuencias negativas se multiplican debido al modelo de "desarrollo insostenible" actual.

Los expertos del IPCC  (Grupo Intergubernamental de Expertos en Cambio Climático) están ahora mismo en un proceso de revisión y actualización de todo el conocimiento científico sobre el calentamiento -la última vez que se hizo fue hace ocho años-. En agosto se publicó el primero de los informes, referido a las bases físicas del cambio climático, y este lunes se difundió la segunda entrega, centrada en los impactos. 

El análisis concluye que "el cambio climático inducido por el hombre" ha causado ya "impactos adversos generalizados" en la naturaleza y las personas. Los efectos negativos se aprecian "en todos los sectores y regiones", aunque los "más vulnerables" se ven mucho más perjudicados. Por ejemplo, entre 3.300 y 3.600 millones de personas -cerca de la mitad de la población mundial- viven ahora en contextos considerados "altamente vulnerables" al cambio climático, ya sea por su ubicación geográfica (por ejemplo, las pequeñas islas del Pacífico en riesgo de desaparecer) o por su mala situación socioeconómica, que hace que padezcan más las consecuencias de los fenómenos meteorológicos extremos . O por la combinación de ambos factores.

Los expertos del IPCC, una institución creada bajo el paraguas de la ONU en 1988, confiesan ocho años después de la última gran revisión que se quedaron cortos en sus pronósticos: "El alcance y la magnitud de los impactos del cambio climático son mayores de lo estimado en evaluaciones anteriores". Además, constatan que "algunas pérdidas ya son irreversibles", como las primeras extinciones de especies que se están produciendo debido al calentamiento. 

"Otros impactos se acercan a la irreversibilidad", añade el informe en referencia al retroceso de los glaciares, los cambios en los ecosistemas montañosos y la pérdida de permafrost (los suelos permanentemente helados de las regiones árticas ).

Esta segunda entrega, cuyas conclusiones generales se han pactado en las dos últimas semanas con los representantes de los casi 200 países presentes en las negociaciones climáticas de la ONU, se centra ahora en las zonas rojas de esta crisis y en la adaptación.

El informe final concreta que "los puntos críticos mundiales de alta vulnerabilidad humana se encuentran particularmente en África occidental, central y oriental, Asia meridional, América Central y del Sur, los pequeños Estados insulares en desarrollo y el Ártico". Esto tiene una terrible traducción numérica: "Entre 2010 y 2020, la mortalidad humana por inundaciones, sequías y tormentas fue 15 veces mayor en las regiones altamente vulnerables, en comparación con las regiones con muy baja vulnerabilidad".

Este estudio también plantea escenarios de futuro en función del nivel de calentamiento al que se llegue, algo que todavía está en manos del ser humano. Las emisiones de gases de efecto invernadero expulsadas por el hombre desde la Revolución Industrial, cuando comienza el uso masivo de combustibles fósiles, han llevado ya hasta un calentamiento medio de 1,1 grados respecto a los niveles preindustriales. 

Por ejemplo, el IPCC advierte de que a medida que la Tierra se calienta, la disponibilidad de agua dulce se reduce; si se llegase hasta los 4 grados, esa pérdida de agua se multiplicaría por dos. Algo parecido ocurre con los daños generados por las inundaciones: los impactos debidos a ese fenómeno extremo se multiplicarán hasta por 3,9 veces si el calentamiento llega hasta los 3 grados respecto a lo que ocurriría en un escenario de 1,5 grados.

Para limitar el aumento de la temperatura y que no se supere la meta del 1,5 que establece el Acuerdo de París, se necesita un recorte de los gases de efecto invernadero "rápido y profundo", recuerda Thelma Kurg, vicepresidenta del IPCC. Postergar esos recortes y las medidas de adaptación supone perder "una ventana de oportunidad breve" que se está cerrando "para asegurar un futuro habitable y sostenible para todos", según el informe. 

El informe repasa los impactos producidos ya por sectores y por áreas geográficas. Incide por ejemplo en que la seguridad alimentaria y el acceso al agua dulce se han reducido por el aumento de los fenómenos meteorológicos extremos. El rendimiento de los cultivos de arroz, maíz y trigo ha caído un 5%. Este tipo de daños exponen a millones de personas a la malnutrición, advierte el IPCC. 

Además, se ha detectado un incremento de enfermedades y un deterioro de la salud mental ligados al calentamiento global. Y los impactos económicos adversos vinculados a esta crisis están creciendo. El análisis del IPCC advierte de que "el cambio climático está contribuyendo a las crisis humanitarias": está "impulsando cada vez más el desplazamiento" forzado de personas en todas las regiones. Aunque de una forma muy limitada y sin ser la principal causa, los fenómenos extremos pueden estar contribuyendo en parte a "los conflictos violentos" en algunos países.

Según el informe del IPCC, entre el 3% y el 14% de las especies de ecosistemas terrestres que se han analizado estarán en un nivel muy alto de riesgo de extinción si el calentamiento llega a los 1,5 grados. Si se alcanzan los 3 grados, el riesgo se multiplicará por dos. Y por 3,5 si el calentamiento sube hasta los 5 grados.

Fuente: El País

Te Puede Interesar