conflicto

Kiev informa que hay muertos por el ataque ruso y crece la tensión mundial

Más de 40 soldados ucranianos y una decena de civiles murieron en las primeras horas de la invasión lanzada por Rusia contra el país vecino, informó el jueves un consejero del presidente de Ucrania.

"Sé que más de 40 militares murieron y varias decenas resultaron heridos. También hay una decena de civiles muertos", dijo Oleksiy Arestovich a la prensa.

Previamente, el asesor del ministerio del Interior, Antón Gueraschenko, había informado que entre las víctimas había civiles: "Una mujer y un niño resultaron heridos en la región de Konopot, donde ardió un auto. En la ciudad de Podolsk de la región de Odesa, siete muertos, siete heridos y 19 desaparecidos a consecuencia de un bombardeo. En la ciudad de Mariúpol, región de Donetsk, hay un muerto y dos heridos", informó en su canal de Telegram.

La Guardia fronteriza ucraniana confirmó la muerte de uno de sus integrantes tras inicio de invasión rusa.

Fuerzas terrestres de Rusia penetraron el jueves en Ucrania desde varias direcciones, indicó el servicio de guardias fronterizos de Ucrania, horas después de que el presidente ruso Vladimir Putin anunciara el lanzamiento de una operación militar.

Los agentes fronterizos indicaron que vehículos militares rusos, entre ellos tanques, cruzaron la frontera en varios puntos del norte del país, así como en la península de Crimea en el sur, anexionada por Moscú en 2014.

Del otro lado de la frontera, el Ejército ruso afirmó el jueves que destruyó los sistemas de defensa antiaérea ucranianos y dejó "fuera de servicio" las bases aéreas de Ucrania, donde Moscú lanzó horas antes una operación militar.

"La infraestructura militar de las bases aéreas de las fuerzas armadas ucranianas quedó fuera de servicio", dijo el ministerio ruso de Defensa, citado por las agencias de prensa locales. "Las instalaciones de la defensa antiaérea de las fuerzas armadas ucranianas fueron destruidas", agregó.

Entretanto, el Ejército de Ucrania afirmó el jueves que derribó cinco aviones y un helicóptero rusos en el este del país, poco después de que Moscú lanzara una ofensiva militar.

"Cinco aviones y un helicóptero del agresor fueron derribados", dijo el Estado mayor del ejército ucraniano en un comunicado.

El mundo debe crear "una coalición anti-Putin" para "obligar a Rusia a la paz", declaró el presidente ucraniano, Volodimir Zelenski.

"Estamos construyendo una coalición anti-Putin", dijo Zelenski después de conversar con los gobernantes de Estados Unidos, Reino Unido y Alemania, entre otros. "El mundo debe obligar a Rusia a la paz", agregó.

Asimismo, la Comisión y el Consejo Europeos denunciaron el jueves el ataque de Rusia contra Ucrania y aseguraron que la Unión Europea (UE) se empeñará en hacer rendir cuentas al Kremlin por esa agresión "injustificada".

"Condenamos con fuerza el ataque injustificado de Rusia en Ucrania. En estas horas oscuras, nuestros pensamientos están con Ucrania y las mujeres, hombres y niños inocentes", indicaron los presidentes de la Comisión, Ursula Von der Leyen, y del Consejo, Charles Michel, en idénticos mensajes publicados en Twitter.

Las reacciones al inicio de la invasión no se hicieron esperar. Biden, que llamó a Zelenski para expresarle su "apoyo", condenó "el ataque no provocado e injstificado por parte de las fuerzas militares rusas" y aseguró que "el mundo hará responsable a Rusia".

"El presidente Putin ha elegido una guerra premeditada que traerá una pérdida catastrófica de vidas y sufrimiento humano", remarcó Biden, que se reunirá virtualmente con los líderes del G7 hoy a las 11 (hora argentina).

También hay previstas reuniones de emergencia de los dirigentes de la Unión Europea y de la OTAN. El jefe de la alianza militar, Jens Stoltenberg, denunció el "ataque irresponsable y no provocado (...) que pone en riesgo incontables vidas civiles".

El jefe de la diplomacia europea, Josep Borrell, advirtió que "Rusia se enfrentará a un aislamiento sin precedentes" y prometió "el más robusto y más severo paquete de sanciones que jamás hayamos adoptado".

China, cercana a Rusia, indicó que estaba "siguiendo de cerca" la situación e instó a las partes a "la moderación".

El jefe de Naciones Unidas, Antonio Guterres, aseguró que era "el día más triste" de su mandato. Fuente: Télam e Infobae


Te Puede Interesar