Sueldos del sector privado

Paritarias devaluadas: Los salarios privados suben al menor ritmo desde 2014

Por Federico Manrique

Con datos a agosto (último dato disponible), sin tener en cuenta todavía lo peor de la inflación fogoneada por el salto del tipo de cambio que se vivió en septiembre y lo que puede venir en octubre, los salarios del sector privado registrado suben al menor ritmo desde 2014. En la comparación anual, los salarios promedio crecen no solo menos que la inflación anualizada, sino que aumentan mucho menos de lo que venían aumentando según los datos relevados desde 2014 por el Ministerio de Producción y Trabajo de la Nación.

En agosto, la remuneración total (sueldos, adicionales y aguinaldo) promedio del sector privado nacional alcanzó la media de entre $25.354 a $31.437, esto marca una variación anual (12 meses) acumulada del 25,4% y 25,3%, respectivamente (ver cuadro). Este es el nivel más bajo de aumento salarial desde toda la serie que arranca en 2014 con el relevamiento del ahora rebautizado Ministerio de la Producción y el Trabajo.

Como se ve en el gráfico, la tasa anualizada de aumento en la remuneración de los trabajadores registrados del sector privado es la más baja desde que se mide la serie. El cuadro indica que en diciembre de 2014 los salarios del sector privado subieron en promedio entre 32,8% y 31,9% en todo ese año. Desde ese 20104 y hasta diciembre de 2017 las remuneraciones subieron a un ritmo anual del 30%. Desde ese momento, la tasa de variación empezó a bajar. A principios de año tenía una explicación ya que la inflación empezaba a ceder y había crecimiento económico, pero a partir del segundo trimestre de 2018 las variables económicas comenzaron a enloquecer. El dólar se disparó, la inflación lo siguió detrás y los salarios del sector registrado privado comenzarán a sufrir de un fuerte retraso. Hoy ese "atraso" es una pérdida lisa y llana de poder adquisitivo y una explicación de por qué cae el consumo.

Te Puede Interesar