jueves 24 nov 2022
Control de plagas

Mendoza exporta a Chile insectos contra Mosca del Mediterráneo

Salen de la bioplanta del Iscamen en Santa Rosa. Se trata de insectos estériles para combatir la plaga en el vecino país. El acuerdo de Mendoza con Chile.

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a Sitio Andino. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
26 de septiembre de 2022 - 10:14

A través del SAG (Servicio Agrícola y Ganadero), Chile ya cuenta con material biológico provisto por Mendoza para combatir la plaga de la Mosca del Mediterráneo. Es parte del acuerdo con el Instituto de Sanidad y Calidad Agropecuaria Mendoza (Iscamen), por el cual la provincia retoma la exportación al vecino país de insectos estériles, el principal método utilizado.

Se trata de capullos o pupas esterilizados en la bioplanta de Iscamen en Santa Rosa. El acuerdo con el SAG de Chile compromete una entrega semanal de cuatro millones de pupas hasta completar un total de 60 millones, el volúmen requerido para el control preventivo de la plaga.

Al respecto, el Organismo Internacional de Energía Atómica (AIEA) destacó la importancia de la técnica del insecto estéril utilizada contra Mosca del Mediterráneo. Y también el trabajo conjunto entre Argentina y Chile a través de la provisión de insectos producidos en la bioplanta de Santa Rosa.

De hecho, el establecimiento fue reconocido como el centro productor o de cría masiva de moscas del Mediterráneo más grande de América del Sur.

Qué es la técnica del insecto estéril (TIE)

La TIE consiste en la cría masiva, esterilización y liberación al medio ambiente de ejemplares machos esterilizados de mosca del Mediterráneo, los que al cruzarse con hembras fértiles no dejan descendencia. Los insectos estériles pueden ser liberados de forma aérea, inclusive desde grandes alturas, lo que da como resultado una distribución bastante uniforme.

La complejidad de este método de control (se complementa con otras acciones de control químico, cultural y legal) implica contar con la estructura que permita la cría masiva de insectos para ser esterilizados. Eso motivó la construcción de la Bioplanta de producción de insectos estériles que Mendoza posee en Santa Rosa, considerada una de las más importantes del mundo y la primera en América del Sur.

Desde Iscamen destacaron que la TIE "es biológica por naturaleza, específica a nivel de especies y ecológicamente segura, amigable con el medio ambiente y no tiene un impacto negativo sobre la biodiversidad".

En ese sentido se constató su inocuidad con el medio ambiente "ya que el uso de agroquímicos se reduce disminuyendo los costos de producción y permitiendo a los enemigos naturales actuar en contra de plagas secundarias".

Te Puede Interesar