miércoles 28 sep 2022
Estado de Sitio

Inflación, dólar escaso y ajuste comienzan a pasar factura

La inflación comienza a hacer efecto en la caída del consumo y la actividad industrial. Propuesta de pymes para saltar la trabas a la importación.

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a Sitio Andino. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
Por Marcelo López Álvarez 14 de septiembre de 2022 - 09:33

Hoy por la tarde el INDEC dará a conocer la inflación del mes de agosto que nadie apuesta que esté por debajo de los 6 puntos . Lo cierto es que la combinación de inflación excesivamente alta con los salarios perdiendo, o apenas empatando, mes a mes contra el IPC , el desigual reparto de la torta de la economía argentina y la falta de dólares comienza a tener sus efectos negativos con la caída del consumo.

La contracción del mercado interno comienza a ser ostensible y se ven los primeros resultados del ajuste, que si bien no es un ajuste neoliberal clásico (como ya explicamos en Radio Andina) no hay otra forma de llamar a la pérdida de poder adquisitivo, el recorte presupuestario destinado a solo seguir en marcha con lo que se está haciendo y la decisión de entibiar la economía intentando controlar los precios mediante las tasas altas que inviten a llevar los pesos al plazo fijo y no al consumo.

Los valores del informe mensual de la consultora Focus Market que se realiza Scanntech un sistema que toma la información directamente de los códigos de barras de más de 600 puntos de venta de todo el país revela que en agosto las ventas cayeron 7.3% y en los primeros ocho meses la caída fue de 2.6%

Damián Di Pace, director de la consultora, aseguró a medios porteños que “En el mes de agosto la inflación se desacelera pero aún se ubica en el podio de los tres datos más altos del año. La contracara es un bolsillo debilitado en su poder adquisitivo y una nivel de deuda en crédito vía tarjeta, que es un tanque de oxígeno con menor capacidad para amortiguar un respiro hacia la llegada del comienzo del mes siguiente. El ajuste que no se vio en el sector público se ve en el sector privado sobre todo en la clase media”

La caída del consumo acumulada, que está cerca del 3 por ciento y la facturación de los centros comerciales que solo creció 61 puntos o sea casi 20 puntos menos que la inflación es una nueva muestra que la política de dejar libradas las mejoras del ingreso a las paritarias ha sido ineficaz e insuficiente en un contexto de inflación tan alta y que se termina transformando también en una herramienta más del ajuste.

En el análisis por sectores todas las categorías de productos registran caídas excepto las bebidas sin alcohol, en tanto que alimentos y cuidado personal son los que lideran las caídas.

cgera tomboliniç.jpeg
En un contexto de alta inflación y escasez de dólares las PYMES industriales propusieron ayer un blanqueo de divisas que se utilicen para exportar

En un contexto de alta inflación y escasez de dólares las PYMES industriales propusieron ayer un blanqueo de divisas que se utilicen para exportar

Los datos de caída del uso de capacidad instalada que por primera vez en mucho tiempo registró una baja de dos puntos parece confirmar eso a lo que se suma algunas dificultades de producción por falta de insumos por las restricciones a las importaciones a dólar oficial.

Ayer desde la CGERA se planteó al secretario Matias Tombolini la posibilidad de un blanqueo para dólares fuera del sistema que se utilicen para importar insumos para la producción bajo declaración jurada lo que demuestra, una vez más, que los dólares están.

Traducido a lenguaje llano los industriales pymes proponen usar sus “canutos” para acelerar los procesos de importación para no parar sus esquemas de producción.

El desafío del Gobierno no cambió con el nuevo equipo económico, recuperar ingresos y bajar la inflación son temas fundamentales en una economía que en lo macro aún respira y que parecería recibir buenas noticias de la gira norteamericana de Sergio Massa.

Sin embargo las buenas noticias de la gira de Sergio Massa en cuanto a inversiones y financiamiento internacional que se traducen en dólares para las reservas trae dos nuevos frentes de tormenta.

Uno esterilizar lo mejor posible y con daño acotado los pesos que significaran al mercado la llegada de esos dólares y cómo lograr que esos dólares no se vayan por la puerta giratoria de la formación de activos externos.

Los dos objetivos son necesarios para poder continuar un sendero de baja de la inflación y de la brecha cambiaria que hagan más previsible los costos de producción y financiamiento.

Te Puede Interesar