miércoles 6 jul 2022
#3J

Mendoza se sumó al grito colectivo Ni Una Menos: "Seguimos pidiendo que no nos maten"

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a Sitio Andino. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
3 de junio de 2022 - 00:00

Como ocurrió en distintas ciudades de nuestro país, miles de mujeres se movilizaron esta tarde por las calles de la ciudad de Mendoza a siete años del "Ni Una Menos", el grito colectivo que instaló públicamente el pedido urgente de frenar la violencia machista que desaparece y mata mujeres a diario. Este año el reclamo local se elevó por la aparición de Gisela Gutiérrez, Viviana Luna y Abigail Carniel.

Unas 10 mil mujeres de distintas edades se dieron cita en la intersección de peatonal y Av. San Martín para recorrer juntas varias arterias del centro, hasta llegar a Plaza Independencia. Allí se les dio la palabra a familiares de las víctimas de femicidios y de las mujeres desaparecidas en democracia, exigiendo respuestas al Poder Judicial. Además, el colectivo leyó un documento preparado para la fecha.

A siete años del primer grito colectivo 

PODÉS LEER A 7 años de "Ni Una Menos", Mendoza marcha por sus mujeres desaparecidas

Fue el femicidio de la joven Chiara Páez, de 15 años, el que en el 2015 despertó el grito masivo "Ni Una Menos" que luego terminaría convirtiéndose en un movimiento feminista (de alcance mundial) que hasta la actualidad trabaja para tirar abajo todas las estructuras e injusticias de la sociedad patriarcal. 

A siete años de ese acontecimiento social -y de un caso que puede llegar a quedar impune porque según fuentes judiciales, el asesino de Chiara -Manuel Mansilla- podría ser juzgado nuevamente por un tribunal de la Justicia de Menores-, Fernanda Lacoste, del colectivo Ni Una Menos Mendoza, reflexionó a este medio:

"La Justicia se mueve con una impunidad que parece que no alcanza el salir 20 mil, 30 mil o 50 mil mujeres pidiendo lo mismo, pero vamos a seguir resistiendo y vamos a seguir reclamando. Hemos venido para quedarnos y nuestros derechos no pueden volver atrás. La Justicia se tiene que hacer eco y no puede estar manoseando nuestros derechos y los derechos de la familia de Chiara, que necesita que el femicidio sea juzgado como corresponde".

En ese sentido, la también impulsora de la Ley Micaela en la provincia (que establece capacitación obligatoria en materia de género y violencia para todas las personas que integren los tres poderes del Estado), se refiere al presente de las demandas y urgencias del movimiento de mujeres:

Estar a siete años de este gran colectivo, seguimos pidiendo justicia por las que no están, seguimos buscando todavía a las mujeres donde la Justicia no nos puede responder qué ha pasado y seguimos pidiendo también que no nos maten 

"Una mujer muere cada 29 horas en nuestro país y parece que esto tiene ese efecto de salir a las calles pidiendo por nuestras vidas, porque "Ni Una Menos" significa eso: que la vida de las mujeres valen la pena y vale defenderlas. Desde ese lugar, el colectivo que representamos a "Ni una Menos" en Mendoza seguimos insistiendo en estar en las calle pidiendo justicia, sobre todo en esta provincia donde el poder político tiene la suma de todos los poderes y no hay institucionalidad que valga porque no sabemos adónde reclamar".

Ante la pregunta de la urgencia de una Justicia con perspectiva de género, la senadora provincial Lacoste, señala con claridad: "Necesitamos una Justicia con perspectiva de género. Que haya una jueza mujer no significa que tenga perspectiva de género y la verdad que la Ley Micaela ha venido un poco a reparar todas esas falencias que tenía la Justicia y justamente en los tres poderes". 

Necesitamos una Justicia con perspectiva de género, necesitamos fiscalías con perspectivas de género, necesitamos la policía con perspectiva de género y la verdad que toda la sociedad se tiene que formar porque es imperioso, ya que justamente detrás de eso hay una vida

"Tenemos que seguir insistiendo con el derecho a la igualdad y oportunidades. La Ley Micaela es semilla para relaciones igualitarias y sanas y eso es lo que buscamos: crecer y desarrollarnos libremente sin tener miedo. Es importante nuestra mirada cuando se ejercen los cargos públicos porque lo más complicado es ejercer el feminismo cuando tenés la lapicera. Ahí hay que abrir las puertas y generar los cambios, con las mujeres en la política y en los lugares de toma de decisión. En Mendoza hay una lucha histórica y tenemos que estar agradecidas de aquellas mujeres que salían a la calle cuando las mataban a palos. En honor a esas mujeres hay que defender los derechos logrados".

***

Pasa el tiempo y la violencia machista no cesa. De acuerdo al informe difundido por el observatorio de las violencias de género Ahora que sí nos ven, entre el 3 de junio de 2015 y el 25 de mayo de 2022, en la Argentina se produjo un femicidio cada 31 horas. De este modo, se contabilizan unos 1995 femicidios dentro de ese período, según el registro realizado a partir del análisis de medios gráficos y digitales de todo el país llevado adelante por el observatorio.

Se advierte además que el 64% de los femicidios fue cometido por las parejas y exparejas de las víctimas. El 63,9% de los femicidios ocurrió en la vivienda de la víctima. Unas 331 víctimas habían realizado al menos una denuncia y 184 tenían medidas de protección. Y al menos 1.738 niñxs perdieron a sus madres como consecuencia de la violencia machista.

En Mendoza, "Ni Una Menos" continúa siendo un grito colectivo que moviliza a miles de mujeres que seguirán saliendo a las calles para pedir Justicia por las que ya no están, además de exigir los cambios que haya que hacer para construir una sociedad donde ser mujer no signifique correr peligro de vida.

Te Puede Interesar