"Será parecido a lo que marca la inflación"

Tarifa eléctrica: el nuevo aumento rige desde hoy, y el próximo se definirá a mediados de noviembre

Por Miguel Ángel Flores

Ya es un hecho que los usuarios mendocinos de energía eléctrica pagarán una tarifa promedio 13,4% más cara desde hoy. Pero además deberán prepararse para que en noviembre, después de las elecciones legislativas generales, se conozca de cuánto será la nueva "readecuación" semestral del VAD (Valor Agregado de Distribución) que cobran las empresas concesionarias del servicio.

Según confirmó la presidente del EPRE (Ente Provincial Regulador Eléctrico), Andrea Molina, a Sitio Andino, con el 21 de setiembre como fecha de corte de la facturación, las nuevas tarifas empiezan a computarse a partir del miércoles 22. O sea que si la lectura bimestral del medidor resulta en una fecha posterior, la próxima factura incluirá una cantidad proporcional de días con la tarifa anterior y la nueva.

A propósito de fechas, la convocatoria a la próxima audiencia pública de rigor está prevista para "mediados a fines de noviembre". Y aunque el área técnica del organismo aún analiza los estudios de costos presentados por las empresas, Molina admitió que "se están ultimando detalles para hacerla".

Respecto al porcentaje "será muy parecido a lo que marca la inflación, teniendo en cuenta que el cuadro que se pone en vigencia ahora corresponde a los costos a abril del 2021. Vamos a ponderar lo que ha ocurrido de mayo en adelante". Por eso, aunque no se precisó un porcentaje, se desprende que en el mejor de los casos la próxima suba sería similar o incluso superar el 20%.

Impacto por categorías

En tanto, el 13,4% de ajuste autorizado por el gobernador Suarez recae en el segmento residencial, dentro del cual están 8 de cada 10 usuarios del universo del servicio eléctrico en Mendoza.

El criterio es proporcional al consumo. Así, para los R-1 y R-2 (demandas de hasta 600 kw bimestrales) recae un ajuste de hasta 10,8%: equivale a entre $74 y $215 más por mes. "En realidad, para la mitad de los usuarios significa 10% y para el resto hasta 14% aproximadamente: por ejemplo, un R-3 (más de 600 kw) son unos $500 mensuales", aclaró la titular del Epre.

Esta vez, la excepción son las Grandes Demandas o T2 (potencias mayores a 10 kw), que por los ajustes previos del precio de la energía dispuestos por el Gobierno nacional pagarán 8% más. Para Molina "a diferencia del resto de los usuarios, ellos habían sufrido en febrero aumentos del costo de energía y transporte del 70% aproximadamente, y otro 25% en agosto, que decidió la Secretaría de Energía para el sector industrial".  

Subsidios del Fondo Compensador

Otro mecanismo que el Gobierno busca fortalecer ahora es el del Fondo Compensador de Tarifas, con el cual se equilibra la balanza con los subsidios que exigen algunos segmentos como los beneficiarios de la Tarifa Social y el riego agrícola, entre otros. De hecho, el mismo decreto firmado por Suarez ordena a fijar "nuevos parámetros" para determinar las compensaciones que salen de esa "gran bolsa" de fondos para asistir al sistema eléctrico y equiparar las tarifas en toda la provincia.

"No es lo mismo llevar energía a la Ciudad que a Malargüe, pero además se pagan subsidios para la TS, electrodependientes y al sector turístico por la emergencia en pandemia. Todo lo que se recauda se redistribuye, es una cuenta de suma cero; con la tarifa se hace el cálculo para no desfinanciarlo, algo que por suerte hasta ahora no ocurrió pese a la gran caída de demanda que hubo en el 2020 al hacer la proyección", aseguró Molina.



Te Puede Interesar