Convivencia armoniosa

Mascotas: claves para introducir un nuevo gato en casa

Introducir un nuevo gato a la casa junto a otras mascotas puede ser todo un desafío. Aquí te ofrecemos una guía práctica para asegurar una adaptación exitosa.

Muchas veces, la llegada de las mascotas a casa se da en tiempos diferentes. Introducir un nuevo gatito en el hogar puede ser todo un desafío pero no por eso una tarea difícil o imposible. Sólo se requiere de precauciones y paciencia para asegurar una convivencia armoniosa. Aquí, una guía práctica para que el proceso sea lo más fluido posible.

La decisión de traer un nuevo gato a casa debe ser tomada con cautela. No todos los gatos son aptos para convivir con otros. Por ejemplo, aquellos que no han socializado con otros felinos durante sus primeras semanas de vida pueden tener dificultades para adaptarse a la presencia de un nuevo compañero. Sin embargo, la mayoría de los gatos disfrutan de la compañía de otros, y un gato adulto puede rejuvenecer y encontrar una nueva fuente de entretenimiento con la llegada de un gatito.

Una nueva mascota en casa: preparativos y primer contacto

Antes de introducir un nuevo gato en casa, es fundamental llevarlo al veterinario para una revisión completa, tests necesarios, antiparasitarios y vacunas. Esto evitará cualquier posible contagio al gato residente. El primer día del nuevo gatito en casa debe permanecer aislado en una habitación con agua, comida y su bandeja sanitaria. De esta manera, puede adaptarse a los nuevos olores y sonidos del hogar sin sentirse amenazado.

Durante este período, es importante dividir tu atención entre ambos gatos para que ninguno se sienta relegado. Procura que no haya visitas ni distracciones que puedan alterar a los gatos. A medida que los días pasan, intercambia juguetes, mantas y otros objetos para que los gatos se familiaricen con los olores del otro.

Cuando notes que ambos gatos están más tranquilos, es momento de permitirles el primer contacto visual, preferiblemente a través de una verja o una puerta entreabierta. Observa sus reacciones y, si no hay señales de agresividad, permite encuentros supervisados. Es normal que haya bufidos y actitudes defensivas al principio, pero con paciencia y supervisión, los gatos comenzarán a acostumbrarse a la presencia del otro.

image.png
Mascotas: claves para introducir un nuevo gato en casa

Mascotas: claves para introducir un nuevo gato en casa

Consejos para facilitar la convivencia

Es crucial que cada gato tenga su propio espacio y recursos. Cada uno debe tener su bandeja sanitaria, platos de comida y agua, y su cama. Si bien pueden compartir algunos juguetes y rascadores, es importante evitar situaciones de competencia, al menos al principio. Un buen truco es colocar árboles rascadores altos para que el gato más viejo pueda refugiarse si necesita un descanso del más joven.

Al llegar a casa después del trabajo, procura saludar a ambos gatos de manera equitativa para evitar celos. Observa sus interacciones y, si notas algún comportamiento de estrés, considera el uso de difusores de feromonas que pueden ayudar a disminuir la tensión.

En algunos casos, la adaptación puede ser más complicada y los gatos pueden mostrarse nerviosos o agresivos. Si después de varios intentos no logran convivir en paz, puede ser necesario buscar la ayuda de un veterinario o un terapeuta especializado en comportamiento felino. No descuides estos signos, ya que el bienestar de tus gatos es lo más importante./refugiodecrianza.

Te Puede Interesar