En primera persona

Alejandro Rodríguez, veterano de Guerra: "Hoy nuestra misión es mantener viva la causa Malvinas"

En diálogo con SITIO ANDINO, un ex combatiente cuenta su experiencia a 33 años de la gesta.

Por Florencia Rodriguez

 Se cumplen 33 años de la gesta de Malvinas y la sociedad aún tiene muchas preguntas sobre la guerra que quizás no se anima a preguntar. Lo cierto es que, tal y como afirma el historiador Juan Antonio Lacomba Avellán, la identidad de un pueblo se construye a través de “su proceso de formación en el pasado y por su afirmación en el presente”, por lo que hablar de aquella guerra resulta fundamental para construcción de la memoria de un país que respeta su historia.

Hoy se conmemora un nuevo aniversario de una gesta que se instaló en el corazón de los argentinos desde un principio, que luego intentó ocultarse y que volvió a renacer con fuerza hace varios años. Aquellos días del ’82 permanecen en la memoria de muchos de los que fueron y tuvieron la fortuna de volver y de las familias de los que quedaron allá, como dicen los Veteranos de Malvinas: “custodiando la patria”.

Los años pasaron y hoy la misión principal de los soldados que combatieron en las islas es que no se olvide la causa Malvinas. “Creo que todos los veteranos de guerra deseamos realmente que se recuperen las islas por vía diplomática y que no las olviden cuando muera el último ex combatiente, esa es nuestra tarea, la promesa a nuestros compañeros que dejaron su vida y sus sueños allá”, expresó Alejandro Rodríguez, Veterano de Guerra de Malvinas.

Alejandro pisó las islas con 19 años recién cumplidos como muchos de sus compañeros y al igual que ellos padeció la tenacidad del frío y la crueldad del hambre que los hacía perder fuerzas cada día. Fue el último en mirar a los ojos a dos compatriotas que dejaron de existir en sus brazos, también fue herido en combate y sintió al miedo calar más profundo en sus huesos que las gélidas temperaturas.

Sin embargo, hoy habla de esa experiencia con serenidad. Asiste a escuelas, colegios y CENS donde es invitado a dar charlas sobre sus vivencias porque al igual que sus compañeros, está convencido de que educar es la clave para no olvidar y que son niños y adolescentes los que perpetuarán la convicción de que las Malvinas son argentinas.

“Hemos notado con algunos compañeros que hay muchas dudas en torno a lo que pasó en el conflicto antes, durante y después, tanto en adultos como en niños. A veces, nos sorprenden gratamente sus curiosidades y las respondemos con satisfacción. A la mayoría no le molesta hablar del tema porque somos conscientes de que esta es la forma que tenemos de mantener viva esta causa. Han pasado sólo 33 años y queremos que no se olviden aún cuando hayan pasado varias décadas más”, expresó Rodriguez.

Alejandro formó parte del Regimiento de Infantería número 8, al que se le había asignado brindar protección a un helipuerto. De hecho, de esa fracción de la que participó, compuesto por 42 integrantes, sólo sobrevivieron 9 jóvenes. “Resistimos lo más que pudimos, algunos de nuestros fusiles se trababan, no teníamos muchas municiones y habían granadas que no explotaban”, contó Rodríguez.

Malherido y ya recibiendo atención médica por parte los ingleses, este ex combatiente, apenas un joven en esa época, se sentía en deuda con su país por no haber podido evitar aquel desenlace de la guerra. Alivió su pesar el reencuentro con su familia. Asegura además que ahora que los años han pasado, recuerda aquella experiencia como si fuera una película. “Creo que me hizo madurar de golpe, me enriqueció el espíritu. Después de vivir algo así, valorás mucho la vida, la familia, las amistades, te das cuenta de muchas cosas que realmente importan y por ahí desestimás”, señaló.

A 33 años, la llama de Malvinas sigue ardiendo en el corazón de los que pudieron regresar con la promesa de no cederle espacio al olvido. Consideran que esto puede ser una guerra también dolorosa. “Los verdaderos héroes son ellos, mis compañeros que dejaron la vida en Malvinas, para ellos es el homenaje cada 2 de abril, por ellos seguimos luchando para que esta causa, por la que ellos murieron, se mantenga viva”, concluyó Rodríguez.

Actos por el 2 de abril:

  • Rotonda carril Gómez y Urquiza de Maipú a las 10.
  • Intersección de Avenida Acceso Este y Mitre, Guaymallén, a las 10.


Te Puede Interesar