Sentencia

La Justicia falló a favor de CABA por los fondos de la coparticipación

La Corte Suprema de Justicia falló a favor de la Ciudad de Buenos Aires en la demanda iniciada contra la Nación

La Corte Suprema de Justicia falló a favor de la Ciudad de Buenos Aires (CABA) en la demanda iniciada contra la Nación por la coparticipación que le quitó un decreto del presidente Alberto Fernández en 2020.

El máximo tribunal dictó una medida cautelar con voto unánime y ordenó que se entregue al Gobierno porteño el 2,95% de la masa de fondos coparticipables y remarcó que esas transferencias deben realizarse en forma diaria y automática por el Banco de la Nación Argentina.

De esta manera, los magistrados dispusieron la suspensión de la Ley 27.606 que había reducido la participación de esa jurisdicción.

El recorte en la coparticipación porteña había sido decretado en 2020 por el presidente Alberto Fernández, quien así redireccionó fondos hacia la Provincia de Buenos Aires: en esos momentos, el gobernador Axel Kicillof enfrentaba una fuerte protesta de efectivos de la Policía Bonaerense en reclamo de aumentos salariales.

Según supo NA, el Ministerio del Interior y el de Economía ya recibieron el fallo y se encontraban analizándolo para poder definir los pasos a seguir en Tribunales.

La Corte Suprema aclaró que la cuestión de fondo siga tramitándose, pero ordenó las transferencias ya que "se morigera, por esta vía, el riesgo que enfrentan ambas partes de que, hasta tanto se dicte el fallo final, uno de los estados reciba menos o el otro deba entregar más recursos coparticipados de los que en definitiva correspondan".

Asimismo, los jueces Horacio Rosatti, Carlos Rosenkrantz, Juan Carlos Maqueda y Ricardo Lorenzetti subrayaron que "sea cual fuere el resultado de este pleito los recursos coparticipados de las provincias no se verán afectados, pues la cuota correspondiente a la Ciudad de Buenos Aires se detrae únicamente de los fondos que le corresponden precisamente a la Nación en la distribución primaria".

En su demanda, el Gobierno porteño aseguró que la medida de la Casa Rosada generaba "un perjuicio financiero" y también "una vulneración de la autonomía constitucional de la Ciudad Autónoma", además de que entendía que la quita "resquebraja la situación de igualdad en que deben estar todos los actores del federalismo".

Te Puede Interesar