Lesa Humanidad

La justicia chilena resolverá en los próximos 30 días la extradición de destituído juez Romano

Según fuentes de la justicia chilena, el ministro de la Corte Suprema chilena Sergio Múñoz deberá evaluar los antecedentes y llegar a un fallo, que podría darse en un plazo no mayor a los 30 días.

Por Sección Judiciales
La justicia de Chile resolverá en los próximos 30 días la extradición de destituído juez argentino acusado por no investigar delitos de lesa humanidad durante la última dictadura cívico militar, tras concluir el pasado viernes la estapa de investigación.

Según fuentes de la justicia chilena, citadas por el portal chileno Cooperativa.cl., el ministro de la Corte Suprema chilena Sergio Múñoz deberá evaluar los antecedentes y llegar a un fallo, que podría darse en un plazo no mayor a los 30 días.

El pasado viernes 21, el juez Múñoz decidió dar por finalizada la etapa de investigación, que contó incluso con los testimonios de cinco ex detenidos durante la última dictadura militar.

El magistrado chileno Sergio Muñoz dio por concluido el sumario del proceso de extradición solicitado por la justicia argentina en contra del ex camarista mendocino, prófugo en Chile desde agosto del año pasado.

Muñoz le dio un plazo de 20 días a las autoridades judiciales para remitir nuevos antecedentes o pedir nuevas diligencias a través del abogado que los representa en Santiago, Sebastián Dal Pozzo.

Finalizado ese plazo, y en caso que no se solicite ampliar la investigación, el ministro Muñoz quedará en condiciones de resolver el pedido de extradición, decisión que para ser efectiva, debe ser revisada por la sala penal de la Corte Suprema.
Romano reside en la localidad de Reñaca, en la costa chilena, desde septiembre del año pasado, cuando llegó a ese país tras huir de Mendoza, en momentos que el Consejo de la Magistratura lo destituía.

La justicia federal mendocina acusa a Otilio Romano de 103 delitos de lesa humanidad cometidos cuando era fiscal en la dictadura.

Entre enero y febrero de este año, Romano, quien permanece en Chile bajo la figura de "arraigo" y con detención domiciliaria nocturna, fue sometido a extensos interrogatorios a cargo del ministro Adalís Oyarzún, quien instruyó el proceso de extradición en su contra desde un comienzo, y luego fue el juez Muñoz quien se hizo cargo de la causa de extradición.

Fuente: Télam

Te Puede Interesar