Título Honorífico

Pocho Sosa Embajador Cultural: “Tuve la suerte de haber trascendido sin irme de Mendoza

El reconocido cantautor recibió la distinción por parte del Gobierno Provincial.

Por Eugenia Cano

En un acto cargado de emoción el hombre que le imprimió una voz inconfundible al folklore cuyano fue nombrado “Embajador Cultural de Mendoza”. Este miércoles en el Salón Patricias Mendocinas de la Casa de Gobierno, Carlos “Pocho” Sosa, recibió el título honorífico por parte del gobernador, Francisco Pérez.

De la ceremonia participó la familia del músico, amigos de la vida, referentes del ambiente artístico como Damián Sánchez (compositor de la Tonada del Otoño) y Coqui Sosa, sobrino de la siempre recordada Mercedes Sosa. También estuvo presente parte del cuerpo ministerial del Ejecutivo. Fueron de la partida el titular de Infraestructura, Rolando Baldasso, de Turismo, Javier Espina, de Educación, María Inés Abrile deVollmer  y funcionarios de Cultura.

Mediante el Decreto 2307 que pone en valor los 50 años de trayectoria dentro de la cultura mendocina, el Gobernador le otorgó al destacado cantante y productor musical la merecida mención que ya recibieron durante su gestión, otros referentes culturales como: Ernesto Suárez, Juan Giménez y Julio Le Parc.

“Considerando que este año 2014 en el mes de octubre cumplió 50 años en actividad musical, lo cual esto constituye un justo y merecido reconocimiento a tan destacado músico y hacedor cultural. Este reconocido trabajador de la cultura argentina y mendocina es un icono de las artes mendocinas y un referentes indiscutido de la música cuyana. Un divulgador incansable y permanente de la cultura de Mendoza, por medio de sus discos y producciones, productos de gran calidad que gozan de la atención nacional e internacional, que es un gran hacedor de la cultura de Mendoza, el Gobernador de la Provincia decreta otórguese al músico y productor musical Carlos Alberto Pocho Sosa el titulo honorifico de Embajador Cultural de Mendoza”, reza el texto de la ordenanza.

Pocho Sosa se mostró muy agradecido por la distinción y puso de relieve la inmensa satisfacción de haber podido trascender desde su lugar de nacimiento. “Tuve la suerte de dedicarme a esto y tuve la suerte de haber trascendido sin necesidad de irme de mi querida Mendoza. Yo he trascendido y doy gracias y hay una sola cosa que lamento y es que no estén presentes mis padres aquí”, dijo.

El hombre que en un momento de su vida tuvo que decidir entre ser artista o seguir trabajando como bancario, recordó a su compadre Jorge Sosa que esta noche recibirá la distinción de Ciudadano Ilustre de la Cuidad de Mendoza y, a Mercedes Sosa, quien le dio la oportunidad de hacerse conocido a nivel nacional. “Si yo soy alguien es este país es porque Mercedes me dio la oportunidad cuando en el año 1995 vino a presentar la Misa Criolla con Ariel Ramirez y me invitó a cantar por primera vez Otoño en Mendoza”, recordó.

Por su parte, el gobernador le brindó unas palabras al homenajeado. “Para nosotros es un orgullo rescatar un icono de Mendoza. Un cantante, un productor, un poeta, pero fundamentalmente una persona sensible, una persona con valores, una persona con una trayectoria intachable y esto es lo que queremos poner en valor hoy en la sociedad mendocina”, señaló.

Por último, el primer mandatario provincial expresó al cantautor un profundo agradecimiento por su aporte a la cultura de Mendoza y por haber llevado la tonada a todas partes del mundo: “Me parece que hoy hemos otorgado un homenaje a Pocho con su trayectoria y fundamentalmente con algo que nos deleito durante estos 50 años que es su maravillosa voz. Gracias porque has llevado nuestra cultura, nuestro cancionero y nuestra tonada a distintos lugares del mundo”.

Como no podía ser de otro modo, el acto concluyó con la canción emblema “Tonada Otoño en Mendoza”, que Pocho Sosa interpretó con guitarra en mano y amor en su corazón.

Te Puede Interesar