viernes 25 nov 2022
Estado de Sitio

Brasil, una elección que define más que un presidente

Las elecciones de Brasil definen mucho más que el Gobierno del país, sino también la posibilidad de Latinoamérica de ser arbitro en un mundo convulsionado

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a Sitio Andino. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
Por Marcelo López Álvarez 30 de septiembre de 2022 - 11:15

Este domingo comenzará a decidirse el futuro de Brasil y de gran parte de las políticas de la región. Las encuestas, con todos los reparos que se deben tomar, dan como ganador de las elecciones a Ignacio Lula Da Silva aunque con alta probabilidad de llegar a un ballotage con el actual presidente Jair Bolsonaro, el 30 de octubre

La posibilidad de retomar la conformación de un bloque regional fuerte en un momento que el mundo requiere de las capacidades productivas de la región aparecen indisolublemente unidas al resultado de esta elección.

Un informe preelectoral del Centro Estratégico Latinoamericano de Geopolítica (CELAG) destaca que con una población alrededor de 212 millones de personas son 156 millones de brasileños los habilitados para votar este domingo

Si bien son 11 las candidaturas que participarán de la disputa presidencial todo queda circunscripto al actual presidente y al ex presidente pero además se votan los 27 gobernadores de la Federación (con el mismo sistema de ballotage), la renovación completa de la Cámara de Diputados, una renovación parcial de la Cámara de Senadores (1/3), y la las Asambleas Legislativas de los Estados.

Según las encuestas el 80 % de los electores ya ha decidido su voto en un clima de creciente violencia discursiva y agresiones que provocaron tres muertes y el presidente Jair Bolsonaro agitando el fantasma de fraude como en su reciente visita a Londres donde aseguro que si en segunda vuelta no ganaba por el 60 % de los votos, era porque “algo anormal ocurrió en el Supremo Tribunal Electoral”.

A la inestable situación se suma que es prácticamente seguro que no cambiará la altísima fragmentación del Congreso Nacional. El próximo presidente tendrá que interactuar con un Parlamento tan o más fragmentado que el actual. De los 513 diputados actuales, 446 se presentan a reelección (un 87 %) incentivados por las transferencias otorgadas por el Poder Ejecutivo para uso discrecional del Congreso que realizó Bolsonaro para detener cualquier avance de impeachment en su contra, dejando en el camino un paquete fiscal complejo para el próximo Gobierno y una reorganización de los grupos políticos.

Lo cierto es que el mundo mira con atención lo que pasará durante octubre en Brasil. Hace apenas unas horas uno de los principales líderes europeos, el ex presidente español José Luis Rodriguez Zapatero en dialogo con el titular de la Celag, Alfredo Serrano Mansilla y el periodista argentino Daniel Tognetti en la plataforma Twitch (se puede ver aquí) expresaba la importancia que tiene para Europa y el Mundo los resultados.

Para Rodríguez Zapatero las elecciones de Brasil son las más importantes globalmente en los últimos años porque supone cosas decisivas.

La primera es que un gran país y una potencia como Brasil con el liderazgo de Lula abra la expectativa de una nueva situación en el orden internacional que, según el español, es algo que puede hacer Lula junto a latinoamerica.

Rodríguez Zapatero remarca en un mundo abocado a una gran confrontación y guerras lo que se sabe de estas situaciones es que si no hay una gran fuerza política que lleve a los líderes y ciudadanos a otro terreno de negociación y acuerdos estamos ante una situación a mediano o corto plazo de extrema gravedad que nos lleve a reconstruir desde las cenizas y desde el flagelo como fue después de la Segunda Guerra Mundial.

El ex presidente español cree que la única región que se puede poner al frente de la misión de calmar al mundo es Latinoamerica porque los europeos están muy condicionados por la confrontación, no tanto por que no sean capaces de experimentar procesos pacíficos sino por lo que significa la Europa del Este en la confrontación con Rusia y que condiciona extraordinariamente a la Unión Europea y por su parte Estados Unidos y China son parte del problema y no de la solución.

image.png
El último debate en Brasil mostró claramente los diferentes modelos que proponen los dos candidatos principales

El último debate en Brasil mostró claramente los diferentes modelos que proponen los dos candidatos principales

Allí es donde aparece Latinoamérica como la fuerza capaz de hablar con todos; el Atlántico, el Pacifico, el Norte, el Sur, Oriente y Occidente. Rodiguez Zapatero ve a Lula (en compañía de otros presidentes de la región) como el hombre capaz de hablar con Estados Unidos, con Rusia, con China y con todos los líderes europeos.

Además analiza que la victoria de Lula contra el neofascismo cool de Bolsonaro sería un contrapeso fundamental ante el avance de esas vertientes en el Mundo como se vio recientemente en Suecia e Italia.

El dirigente español recordó que Lula es el único líder mundial que se animó a plantear en Bruselas una convocatoria amplia a todos los líderes del Mundo para discutir y rehacer el sistema multilateral

Si los líderes europeos ven así las elecciones del domingo, en la región no es menos. Ya hemos detallado en estos espacios la posibilidades que se le abren al bloque regional como proveedor de todo lo que hoy reclama el mundo, energía, proteínas, conocimiento etc. ante un conflicto que está lejos de cerrarse como se vio en estas últimas horas con la decisión de Rusia (que se anunciará oficialmente hoy) de anexar definitivamente a su territorio cuatro provincias ucranianas, acontecimiento que se firmará en la jornada de hoy.

Para Argentina, se sabe, Brasil es su principal socio económico y geoestratégico y así como para el Mundo no es lo mismo Lula que Bolsonaro para las sociedades comerciales y políticas.

Está más que claro que la única forma de lograr esa reconformación del bloque regional es con la llegada de Lula al poder desplazando el unilateralismo de Bolsonaro. Pero como bien dice Rodriguez Zapatero no solo es importante el resultado electoral sino después la construcción de apoyos que pueda construir Lula tanto en lo interno como en lo internacional para poder construir una alternativa propia de la región para el conflicto internacional y salir beneficiados

Te Puede Interesar