Lo que vimos

Salsa Criolla”: reír para pensar

Enrique Pinti repasa desde el humor una historia argentina enferma de vicios y errores. A sus 76 años demuestra una vez más que es uno de los grandes artistas de nuestro país.

Por Eugenia Cano

Treinta años no es nada, podría decir el famoso tango de Alfredo Le Pera y Carlos Gardel para un Enrique Pinti que vuelve a uno de los grandes amores que le dio el teatro: “Salsa Criolla”. Y como bien lo comentó en una entrevista a este medio, el regreso se debe porque en la Argentina “los problemas siguen siendo más o menos los mismos”.

Corrupción, inflación, ajuste, ambigüedad cultural, ambición de clase. Colonia sí, colonia no. Independencia. Traición. Unitarios, Federales. Sociedad Rural, conservadores. Perón y Evita, justicia social, militares, proscripciones, muertes, exilio, retorno a la Democracia.

SEGUNDA FUNCIÓN DE SALSA CRIOLLA. Día: SÁBADO 30 de julio, 21.30. Lugar: Teatro Plaza. Colón 27, Godoy Cruz. Entradas: en venta en la boletería de la sala. 

Desde Isabel La Católica y Colón hasta nuestros días, en el repaso histórico que hace el actor no se salva nadie. Tampoco los políticos de cualquier corte ideológico, ni las presidencias de Alfonsín, Menem, De la Rúa, los Kirchner y Macri. En su combate verbal hay para todos un poco. Sin olvidar ‘al argentino medio pelo’, que parece no tener memoria y deja que por sus ojos transcurra una película de terror sin advertir en lo más mínimo lo que sucede. Claro, porque también él es parte del filme.

Con 60 años de carrera artística y 76 de vida, el popular actor presentó en el Teatro Plaza de Godoy Cruz dos horas y media de espectáculo. Entre varios cambios de vestuario, canciones y monólogos, Pinti va recorriendo un show donde la premisa es reflexionar desde el humor ¡Y vaya que lo logra! Hay segmentos donde la carcajada no tiene freno y otros donde el silencio absoluto se apodera de la sala para estallar en un aplauso que reivindica lo dicho. Está claro que después de verlo y escucharlo quedará como tarea para el hogar varios ítems para repensar. Para repensarnos.

"Salsa Criolla" se presentó el viernes en el Teatro Plaza. Foto: gentileza Germán Lledó 

Placer aparte significa el poder apreciar en vivo el oficio teatral de Pinti, quien aunque rodeado de bailarines y actores secundarios, se carga sobre los hombros todo el peso de la puesta. Aún, saliendo de un fuerte dolor de garganta y con la edad que ostenta tener.

Quedan los artistas

Con tres décadas desde su estreno esta Salsa Criolla también tuvo una cocción reconciliadora. El actor habló de la “grieta” que algunos creen que es una problemática actual, pero que se remonta al origen de la humanidad e instó a terminar con los conflictos familiares por diferencias políticas.

También brindó en emotivo discurso dedicado a sus colegas artistas señalando como 'ignorantes' a aquellos que juzgan de mal modo cuando éstos se pronuncian ideológicamente. Algo que ha ocurrido desde siempre y en todas partes del mundo y motivo por el cual muchos han sido perseguidos, torturados y asesinados.

Su canción más emblemática que dice “...pasan los gobiernos, los radicales y los peronistas, pasan veranos, pasan inviernos, quedan los artistas”, fue interpretada con una carga sentimental que, seguramente, aportan los años de una vida entera dedicada al teatro.

El público mendocino, no sólo llenó la sala para ver el espectáculo, sino que lo ovacionó de pie durante largos minutos. No todos los días se tiene la posibilidad de disfrutar tan de cerca a uno de los actores más lúcidos que ha dado la Argentina. 


Te Puede Interesar