sábado 24 sep 2022
En Brasil

Abejas sin aguijón, un tesoro poco conocido

Estas abejas autóctonas de Brasil, tienen un gran valor para la alta gastronomía, cosmética y medicamentos

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a Sitio Andino. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
29 de julio de 2022 - 06:35
image.png

Las abejas de la especie urucú amarillo (Melipona mondury) en una colmena en Itapecerica da Serra, a unos 50 km de Sao Paulo, Brasil. (Foto de Fernando MARRON / AFP)

image.png

Detalle de una colmena de abejas nativas brasileñas en el Instituto Abelha Nativa de Brasilia. (Foto de EVARISTO SA / AFP)

image.png

Brasil descubrió el potencial de sus abejas nativas, un tesoro poco conocido de gran valor comercial. ( Foto EVARISTO SA / AFP)

image.png

Un panal de abejas de la especie Mandacaias (Melipona quadrifasciata) se ve en Itapecerica da Serra. (Foto de Fernando MARRON / AFP)

image.png

El apicultor brasileño Jeronimo Villas-Boas observa sus colmenas en Itapecerica da Serra, a unos 50 km de Sao Paulo. (Foto de Fernando MARRON / AFP)

image.png

Brasil descubrió el potencial de sus abejas nativas, un tesoro poco conocido de gran valor comercial. (Foto de Fernando MARRON / AFP)

image.png

El apicultor Luiz Lustosa maneja una colmena de abejas nativas brasileñas en el Instituto Abelha Nativa de Brasilia. (Foto de EVARISTO SA / AFP)

image.png

Luiz Lustosa quita la tapa de una caja de madera y la reacción es casi inmediata. Desde dentro de pequeños cráteres de cera brotan miles de abejas mandaguari y vuelan formando una nube que lo envuelve. ( Foto EVARISTO SA / AFP)

image.png

El apicultor brasileño Jeronimo Villas-Boas observa una de sus colmenas en Itapecerica da Serra, a unos 50 km (Foto de Fernando MARRON / AFP)

image.png

"¡Qué maravilla!", dice este empleado público de 66 años que en su tiempo libre se dedica a reproducir abejas nativas, una actividad que cada vez gana más interés en Brasil por su potencial en la alta gastronomía y un uso muy incipiente en la industria cosmética y el desarrollo de medicamentos. (EVARISTO SA / AFP)

image.png

La poca protección frente al enjambre no es un descuido: las abejas nativas, sin aguijón, conviven armónicamente con el hombre y tienen un enorme potencial en la preservación ambiental. ( EVARISTO SA / AFP)

image.png

"Explicamos a niños que las abejas no pican, son necesarias para el ambiente y la naturaleza y están para ayudarnos", dice Lustosa en el instituto, donde dicta talleres de cría y reproducción y además vende panales y miel de abejas nativas. ( EVARISTO SA / AFP)

image.png

Las abejas nativas están popularizándose más allá de los territorios indígenas y zonas apartadas, donde han aprovechado históricamente sus beneficios. ( Fernando MARRON / AFP)

image.png

Aunque el interés creció durante la pandemia, con más adeptos a la cría en casa como hobby o para contribuir en la preservación, las abejas nativas son un tesoro poco conocido en Brasil. (Photo by EVARISTO SA / AFP)

image.png

"Las abejas posibilitan negocios con impacto positivo en la sociedad, el medioambiente y la agricultura", resume Cristiano Menezes,experto en meliponicultura de la Empresa Brasileña de Investigación Agropecuaria (Photo by EVARISTO SA / AFP)

image.png

Jataí, uruçu, mandaçaia, mandaguari... de las 550 especies sin aguijón identificadas en países tropicales y subtropicales, unas 250 han sido encontradas en Brasil, dice Menez (Photo by EVARISTO SA / AFP)

image.png

En las chacras, muchos apuestan por panales de abejas nativas para polinizar y mejorar la productividad en cultivos de frutos rojos, peras o aguacates, entre otros. (Photo by EVARISTO SA / AFP)

image.png

Pero también se ha comenzado a explorar el uso de su miel -considerada más saludable por su menor cantidad de azúcar y menor índice glicémico- en cosmética o gastronomía. (Photo by EVARISTO SA / AFP)

image.png

La miel de estas abejas, con sabor y acidez diferente según la especie, es más codiciada que la de abejas con aguijón, que producen hasta 30 veces más. (Photo by EVARISTO SA / AFP)

image.png

Mientras el kilo de miel de éstas es comercializado a 6 dólares, el de abeja nativa llega a 55 dólares. Los meliponicultores obtienen unos 120 dólares por la venta de cada colmena.

Fuente: Clarín

Te Puede Interesar