miércoles 22 jun 2022
Estado de Sitio

El combate a la inflación: los reyes son los padres

Por Marcelo López Álvarez.

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a Sitio Andino. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
15 de junio de 2022 - 10:55

Finalmente, como habíamos anticipado ayer en Sitio Andino, se conoció la inflación de mayo que volvió a estar por arriba del 5 por ciento, 5.1 fue el número final que si bien mantiene la tendencia a la baja después del 6.7 por ciento de marzo, sigue siendo altísima con un acumulado de 60.7 en los últimos meses y por arriba de 29 puntos en los primeros cinco meses del año.

Si bien los alimentos estuvieron por debajo del promedio (4.4) fue lo que tuvo mayor incidencia en todas las regiones. Dentro de la división se destacaron por su mayor incidencia los aumentos de Carnes y derivados; Leche, productos lácteos y huevos; y Pan y cereales. A su vez, Aceites, grasas y manteca; Azúcar, dulces, chocolate, golosinas, etc.; Café, té, yerba y cacao; y Aguas minerales, bebidas gaseosas y jugos fueron los de mayor incremento; mientras que Verduras, tubérculos y legumbres registró bajas en la mayoría de las regiones.

Con este cierre de mayo los precios de los alimentos subieron en los primeros cinco meses del año casi 4 puntos (33,7) por arriba del IPC lo que da magnitud de un problema irresuelto ya que, como también adelantamos ayer, en la primera semana de junio se detectaron aumentos promedio de hasta el 6 por ciento en el rubro a lo que hay que sumar además la presión alcista que generará la nueva lista ajustada de Precios Cuidados que también dio a conocer ayer el Ministerio de Economía.

Un dato de lo complejo que le está resultando al gobierno combatir el flagelo es que los precios sobre los cuales el Gobierno tiene control o regulación, agrupados en el Índice como Regulados fue la de mayor variación (5,7%) en el mes por los aumentos de prepagas y combustibles, sumados al alza de cigarrillos y de los servicios de electricidad y agua en algunas regiones del país. Número que será alto nuevamente en junio por los aumentos de tarifas ya anunciados por el Ejecutivo Nacional.

En medio de esta guerra que por ahora viene perdiendo batalla tras batalla, la situación mundial sumada a las inestabilidades, contradicciones y operaciones locales provocó ayer una nueva disparada del dólar blue que, como se sabe, no es legal pero es el que termina marcando el camino de los precios internos.

La presión sobre los diversos dólares además es fortalecida por la dificultad del Banco Central de reforzar sus reservas a pesar del boom de los precios internacionales. Cuando se conozcan los datos de comercio exterior el próximo 22 arrojaran una vez más datos favorables por aproximadamente unos 500 millones de dólares, sin embargo la ya larga serie consecutiva de meses con balanza comercial favorable y del acuerdo con el FMI las reservas parecen inmóviles dándole la razón a quienes sostienen, dentro y fuera del oficialismo, que la sangría de dólares, aunque menor medida, continua.

Los meses pasan y las dificultades no desaparecen, mientras el Ejecutivo sigue apostando a que las variables macro terminarán de ordenar las expectativas y la economía comenzará a encauzarse, aunque ya está más que probado que el derrame no existe.

Algunos funcionarios ya deberían darse cuenta que los Reyes son los padres.


Te Puede Interesar