Chile

Bachelet firmó un proyecto de reforma laboral

La Presidenta de Chile busca mejorar la calidad y productividad del empleo, fortalecer y mejorar la institucionalidad.

Por Sección Internacionales

La Presidenta de Chile, Michelle Bachelet, firmó este lunes el proyecto de reforma laboral, con el que busca mejorar la calidad y productividad del empleo, fortalecer y mejorar la institucionalidad con la “Dirección del Trabajo” y generar un mayor equilibrio en las relaciones entre empresa y trabajadores.

"Hoy estamos marcando un nuevo hito para la construcción del país al que aspiramos y estamos saldando una deuda que teníamos con los trabajadores y trabajadoras de Chile, en una sociedad democrática, el crecimiento y la equidad tienen que ir de la mano para asegurar un futuro de prosperidad económica, pero también de legitimidad y cohesión social", expresó Bachelet al inicio de la ceremonia. 

Se destaca en la iniciativa la ampliación de la cobertura de la negociación colectiva, temas como distribución de jornadas de trabajo y horas de descanso, el establecimiento de reglas especiales para las pequeñas empresas y la creación de condiciones que resguarden la equidad entre las partes estableciendo la titularidad sindical en la negociación colectiva.

"Sabemos que los chilenos se sienten desprotegidos, sienten que hay fuertes desigualdades en los ingresos y falta de tiempo para el descanso, que hay desigualdades de género y que las empresas no protegen.

En este contexto, la ministra del trabajo indicó: "Cuando nosotros nos referimos a temas laborales tiene que ver con más y mejor trabajo, con estos anuncios estamos dando respuesta a cada una de las interrogantes de los ciudadanos de Chile, este proyecto tiene una noticia muy importante: Estamos generando un círculo virtuoso, porque cuando las personas dialogan y se ponen de acuerdo la productividad mejora y se generan más empleos, por eso esta agenda es pro empleo".

A su turno, el ministro Alberto Arenas manifestó que "modernizar las relaciones laborales tiene un estricto sentido de avanzar en la productividad en Chile, mejorar el bienestar de los trabajadores de todo el país y los resultados de las empresas, se coloca en el centro proteger los avances que existen en el mundo laboral, es muy importante el trabajo que ha realizado el gobierno de estar escuchando a los actores sociales y haber llegado a un proyecto de ley que se encamina a equilibrar la relación de trabajadores y empresarios siempre con un norte, mejorar la productividad y la calidad del trabajo”.

Por su parte, Andrés Santa Cruz señaló que "nuestra presencia responde a que esta ha sido una invitación de la Presidenta y por tanto es un acto republicano, eso no quiere decir que con el proyecto no tengamos discrepancias, creemos que no va por el camino correcto, ya que no se preocupa de todos los trabajadores".

En esta línea, el diputado de la ultra derechista Unión Demócrata Independiente (UDI) Patricio Melero, e integrante de la comisión de Trabajo, señaló que "ésta, más que una reforma laboral, es una reforma sindical, que deja fuera a los que no tienen trabajo, y no les amplía las oportunidades de tener trabajo en el futuro, si la Nueva Mayoría quiere aprobar esta reforma a su pinta, entonces que se junten ellos y la aprueben de esa forma, si quieren otras visiones, ahí van a encontrar las razones por las que la reforma laboral no transita por buen camino".

Sumado a lo anterior, el presidente de la derechista Renovación Nacional (RN), Cristián Monckeberg, expresó: "Echamos de menos que se le hable a las personas que no tienen trabajo, no desconocemos lo importante del clima laboral pero falta la otra mitad, que es cómo el gobierno se empeña en generar más empleos en los próximos cuatro a cinco años, insistimos, la reforma no solamente tiene que ser una respuesta a la CUT y a los dirigentes sindicales, sino a las personas que no tienen empleo".

Participaron de la ceremonia la ministra del Trabajo y Previsión Social, Javiera Blanco, el ministro de Hacienda, Alberto Arenas, el presidente de la Confederación de la Producción y del Comercio (CPC), Andrés Santa Cruz, la presidenta de la Central Unitaria de Trabajadores, Bárbara Figueroa y parlamentarios de la Nueva Mayoría e independientes.

El presidente del Partido Comunista (PC), Guillermo Teillier, dijo que esta reforma "restituye los derechos a los trabajadores después de 40 y tantos años, creo que los empresarios a la larga se van a dar cuenta que esto es conveniente para elevar la productividad entonces no sé cuáles son los miedos, no hay una estadística que diga que por culpa de los derechos de los trabajadores hay menos empleo, menos productividad, los factores son otros".

En tanto, Bárbara Figueroa expresó: "Estamos dando un tremendo paso para avanzar en justicia social, esperamos décadas por recuperar el derecho a huelga, sin reemplazos, las prácticas anti sindicales se tienen que terminar, la tarea aún no termina, hay muchas otras materias que tenemos que discutir dentro de una nueva constitución".


Fuente: Télam

Te Puede Interesar