Dirigencia empresaria

Se conformó la UIM: los industriales de Mendoza salen a marcar la agenda

Después de 20 años de ausencia, se creó formalmente la Unión Industrial de Mendoza. "Las industrias de Mendoza llevan años resistiendo, pero sin producir", dijo Badaloni, su presidente.

Después de 20 años de ausencia, la industria de Mendoza quiere alzar la voz, reivindicar su rol a nivel nacional como sector productivo de peso y marcar agenda en lo que entienden como la necesidad de empezar a “corregir asimetrías” que frenan el desarrollo de la provincia. La coyuntura económica, el estancamiento, la distorsiva intervención del Estado en los últimos años y las asimetrías fiscales y de infraestructura son las temáticas claves que surgen a partir de nuevos aires políticos fruto del cambio de gobierno y la renovación dirigencial empresaria en Mendoza.

Anoche quedo oficializada la creación de la Unión Industrial Mendoza (UIM) y por primera vez en dos décadas la industria local estará y volverá a ser parte de la Unión Industrial Argentina (UIA), con lo que se recuperan los canales institucionales para hacer oír en la Nación los reclamos de las economías e industrias regionales. Esto permitirá que el empresariado local también pueda acceder a información estadística, proyecciones y análisis sectoriales y de mercado y al asesoramiento que brindan las distintas comisiones y equipos técnicos de la UIA.

La UIM llega con el firme compromiso de empezar a marcar agenda. “La provincia ha dejado a la deriva a sus industrias por mucho tiempo. Y necesitamos un Gobierno que ayude a corregir las distorsiones generadas”, dijo en su discurso de presentación el nuevo presidente de la Unión Industrial de Mendoza, Mauricio Badaloni, presidente y CEO de Andesmar. 

Junto con Badaloni, que representa a los empresarios del carril Rodríguez Peña (Aderpe), lo acompañan en el directorio de la nueva cámara de segundo grado (una cámara de cámaras empresarias) Julio Totero, de los metalmecánicos de Asinmet como vicepresidente primero, y Walter Bressia, de Bodegas de Argentina, como vice presidente segundo. El secretario general es Hugo Gamboa, del Círculo de Constructores de Mendoza, el tesorero es Sergio Videla, de los madereros de Adema. 

En total, la UIM nuclea por ahora a ocho cámaras empresarias y ya están en tratativas otras cuatro organizaciones más para sumarse a partir de la semana que viene. El plan es llegar a no menos de 20 cámaras empresarias nucleadas en la UIM.

“El objetivo es hacer una cámara empresaria fuerte, con perfil industrial y productivo, para empezar a marcar agenda en los temas centrales que atañen a todos los sectores productivos, desde impuestos a tarifas, servicios públicos e infraestructura”, explicó Walter Bressia (foto), titular de Bodegas de Argentina y vice de la UIM.

“La UIM es una cámara de segundo grado que aglutina a distintos sectores y es muy versátil, y estamos tratando de ampliarla aún más. El objetivo es planificar un escenario donde el Estado nos dé algún tipo de condiciones iguales que las que tienen otras provincias. Aquí entran temas impositivos, hay provincias que tienen bancos y con ellos llevan adelante estrategias de apoyo y financiamiento que aquí se pueden hacer vía Mendoza Fiduciaria. Es ir generando esquemas de igualdad que nos permita ir desarrollando nuestra actividad como se puede hacer en otras provincias. Ahí está el objetivo principal”, admite Badaloni (foto), para quien la prioridad de la UIM es promover una “verdadera política de Estado industrial en Mendoza”.

“Mendoza ha estado muy ausente del debate público. Nuestros gobernantes han estado muy preocupados por Buenos Aires, por el escenario político que debían transitar y las industrias quedaron relegadas. Hoy lo que termina de pasar es que las industrias que llevan muchos años en Mendoza resisten, pero no producen. Y lo que tenemos que hacer entre todos es que las empresas e industrias se pongan a producir y a demandar, inviertan y generen más y mejor empleo. Ese es el crecimiento. Hay que dejar de mirar la base y empezar a mirar el techo”, afirmó Mauricio Badaloni.

Ejes e institucionalidad

Desde su creación, la UIM se propone empezar a trabajar en tres ejes principales: discutir y buscar soluciones frente a las asimetrías fiscales generadas en los últimos años (en Mendoza las industrias pagan Ingresos Brutos que en San Luis o San Juan tienen tasa cero); poner en agenda y discutir con los gobiernos nacional y provincial una “verdadera política de Estado industrial” y a nivel privado empezar a fortalecer y extender las acciones de Responsabilidad Social Empresaria (RSE), explicó Ismael Jadur, miembro del directorio de la UIM y gerente de relaciones institucionales de IMPSA.

La creación de la UIM en Mendoza contó con la participación y apoyo de la UIA como cámara nacional y de funcionarios nacionales y provinciales. En la presentación, realizada anoche en Bodega SinFin de Maipú, estuvieron presentes y tomaron la palabra ante más de un centenar de empresarios locales Adrián Kaufmann, presidente de la UIA, Andrés Peña (foto), subsecretario de Desarrollo Institucional Productivo de la Nación; y Guillermo Cruz, subsecretario de Industria y Comercio de Mendoza.


¿Mendoza necesita definir una Política de Estado para el desarrollo industrial?

Te Puede Interesar