Emergentes en problemas

Automotrices frenan exportaciones a Rusia

La desvalorización del rublo ruso generó ya las primeras suspensiones de ventas de coches en el país

Por Sección Economía

La desvalorización del rublo ruso generó ya las primeras suspensiones de ventas de coches en el país, según trascendió hoy.

La empresa General Motors (GM) dio a conocer hoy que detuvo sus ventas por tiempo indeterminado el pasado 16 de diciembre. Según el comunicado, de esta manera se pretenden evitar los riesgos del negocio originados por las fluctuaciones en la cotización del rublo. 

En tanto, un portavoz de Audi, subsidiaria de Volkswagen, dijo que suspendió la entrega de vehículos hasta principios de la semana próxima para revisar los precios. Sin embargo, la venta regular de coches en los comercios continúa. 

Volkswagen sigue vendiendo coches en Rusia, pero estudia con preocupación el mercado, señaló un portavoz. GM dio a conocer que entregará los modelos ya encargados de Cadillac, Opel y Chevrolet a los precios acordados. 

Jaguar Land Rover, a su vez, suspendió las ventas hasta este viernes. BMW, por su parte, intenta ya desde el verano (boreal) vender vehículos en otros mercados, luego de que se redujera la demanda a medida que se prolongaba la crisis en Ucrania y caía el precio del petróleo. 

El rublo debilitado genera pérdidas en los precios de los coches en dólares o euros. En consecuencia se reduce la facturación y, por lo tanto, las ganancias de los fabricantes. Pero no sólo los fabricantes de automóviles se ven afectados: Apple también detuvo la venta online de sus iPhones y iPads en Rusia hasta adecuar los precios. Fuente: Télam

Te Puede Interesar