Revolución de los hinchas de River por adquirir el buzo de "Enzo Pérez arquero"

Por Sección Andino Sports

"Yo vi atajar a Enzo Pérez". Las remeras están en proceso y se empezaron a vender como pan caliente. Aunque la pandemia obliga a jugar a puertas cerradas, los hinchas de River, frente a la TV, disfrutaron de un momento histórico en el Monumental, uno más en la era Gallardo, y que quedará grabado en sus retinas para siempre.

Las horas pasan y, mientras muchos fanáticos todavía no toman real dimensión de lo sucedido ante Santa Fe, el triunfazo épico va adquiriendo cada vez más trascendencia: desde barbijos hasta camisetas, el rojo y blanco se hizo presente en las calles, el Olé voló -como el mendocino en el arco- de los puestos de diarios del AMBA y la imagen de un motociclista manejando por la Ciudad con el chaleco verde fluor tuneado con el número 24 simboliza la locura que generó la presencia del mendocino bajo los tres palos.

En cada salto, los hinchas lo impulsaban a la distancia. En cada saque desde el arco le mandaban fuerzas para que no se resintiera ese averiado isquiotibial derecho. Eso es lo que genera Enzo Pérez en el mundo River. En 2017 resignó muchos euros para cumplir el sueño de jugar en el club de su amores, dejó de lado una jugosa oferta de Turquía en el último mercado y hasta reconoció que a la hora de jugar le cuesta dejar el hincha de lado.

Enzo eligió quedarse y ahora tomó la decisión de ser parte de un partido histórico. Convenció a Gallardo de atajar lesionado, dio una nueva muestra de amor por los colores al poner en riesgo su posible participación en la Copa América con la Selección Argentina y tras el emocionante abrazo con MG en el final se metió de lleno en la lista de grandes ídolos del club de Núñez.

La réplica blue del buzo arrancó en 24 mil pesos, se vio por los 35 mil y luego fue sacada de circulación ante semejante furor. Así, las tazas, los muñequitos y las gorritas de Enzo son souvenirs más accesibles del mercado blue para recordar un momento inolvidable que se hizo réplica en medios de todo el mundo. Y mientras el volante se llevó el uniforme, los guantes de Lux y la planilla del partido a su casa, los hinchas, cada uno a su manera y con lo que tienen a mano, siguen homenajeando al héroe que se vistió de verde fluor...

Te Puede Interesar