Gestión oficial

La misión por Asia busca que se fraccione vino mendocino en Singapur

La misión mendocina por Asia llegó en la madrugada de hoy de Mendoza a Singapur, otra de las vedettes comerciales, económicas y de oportunidades de negocios que tiene esta parte del mundo. El enviado de Alfredo Cornejo a estas lejanías, el ministro Martín Kerchner, apuntará mañana a sellar un nuevo contrato similar al resuelto en Shanghai (China), para establecer una plataforma logística y comercial para los productos mendocinos.

Embajador Barttfeld.

Pero el nudo central de lo que busca Kerchner con la fundación ProMendoza que lo acompaña en el periplo y en las pocas horas que estará en esta ciudad, apunta a establecer y confirmar con un importador interesado residente en Singapur, una fraccionadora de vinos mendocinos que llegarían a granel para ser distribuidos en varios países asiáticos con arancel cero. Ese objetivo se podría plasmar mañana, cuando junto al embajador argentino en este pequeño país, Federico Barttfeld, se acerque al lugar físico en donde funcionará la plataforma, o hub, para Mendoza.

Kerchner y Barttfeld se encontraron en el hotel en donde se aloja por un día la delegación mendocina. Hicieron una previa de lo que puede concretarse mañana en la visita al hub en Singapur e intercambiaron información económica de este país particularmente y de la relación comercial con Argentina.

El diplomático resumió la sorprendente situación económica y crecimiento de Singapur, como la mayoría de los países de esta parte del Asia. En realidad, los últimos datos globales indican que Asia es la región que más ha crecido y crece en el mundo con China a la cabeza, desde ya. Y Singapur, un pequeño país de un poco más de 700 kilómetros guardados de superficie, que tiene 5,5 millones y medio de habitantes, se ha convertido en el boom de ingresos per cápita superando los 55 mil dólares anuales.

Kerchner y el embajador en Singapur Federico Barttfeld, en diálogo con los periodistas.

De Argentina por el momento compran carne, frutos rojos, pescados y mariscos. Consumen particularmente centolla que la importan desde Alaska y Australia, pero le han declarado una guerra brutal al alcohol y al tabaco, en una campaña por transformar al país entre los primeros por luchar contra las enfermedades y adicciones. Mantienen los espacios públicos impecables y mantenidos. El arrojar basura en las calles y veredas se multa fuertemente con unos 1000 dólares estadounidenses, con días de arresto y con trabajo comunitario en los días domingos. Es caro, extremadamente caro para una mirada ubicada en algunos de nuestros países de Sudamérica, pero también para los residentes, aunque figuren entre los que más ingresos tienen. Un café puede llegar a costar 10 dólares, al igual que un atado de cigarrillos. Hablan chino mandarín, algunos dialectos propios y el inglés. Y ha sorprendido al mundo por su crecimiento y desarrollo, anunciando que cuentan, de acuerdo con lo que comentó el embajador argentino, con 600 mil millones de dólares para invertir en terceros países.

Mendoza, en el caso de que se concrete el acuerdo por la fraccionadora, podría estimular un acuerdo de libre comercio entre Argentina y Singapur, empezando por el vino, el que llegaría a los países asiáticos con arancel cero, pero comercializado como vino singapurense de origen argentino.

Te Puede Interesar