Día de la Independencia
En el 9 de Julio, el Presidente destacó unidad con los gobernadores para enfrentar la pandemia
Jueves, 9 de julio de 2020

Desde la residencia de Olivos , y de manera remota, el presidente Alberto Fernández encabezó esta mañana la ceremonia central que se llevó adelante en la ciudad de Tucumán en conmemoración del 204° aniversario de la Declaración de Independencia. El mandatario invitó para el evento en la quinta a los empresarios del Grupo de los 6 y la CGT, mientras que los gobernadores participaron por teleconferencia. Un festejo atípico, en un contexto dominado por la distancia social y el aislamiento preventivo por el coronavirus.

Minutos antes de las 11, se izó la bandera en la Casa Histórica, ante la presencia del gobernador de Tucumán Juan Manzur y unos pocos presentes. Luego, y mediante videoconferencia, que se podía observar a través de una pantalla instalada en uno de los patios del tradicional inmueble, dirigió su palabra al país.

"Acá estoy yo y el Gobierno de la Argentina", dijo el Presidente, al encabezar esta mañana en forma virtual el acto central por el 204 Aniversario de la Declaración de la Independencia, junto a dirigentes sindicales, empresarios y gobernadores. 

El presidente Alberto Fernández destacó hoy que junto a "todos los gobernadores" estuvieron de acuerdo en que "había que preservar la salud y la vida de la gente antes que nada" frente a la pandemia de coronavirus.

"Todos entendimos que no había un dilema, que no había disyuntiva; trabajamos juntos y ahora estamos tranquilos de que a ningún argentino le faltará asistencia", dijo el mandatario al encabezar en forma virtual desde Olivos el acto central por el 204 Aniversario de la Declaración de la Independencia.

Sostuvo que "la Argentina del mañana se construye con todos: los hombres y mujeres de la industria, del campo, del comercio, y las finanzas", y sostuvo que el "odio y la división nos posterga y paraliza". Todos unidos tenemos que construir la Argentina que se viene", y agradeció al sindicalismo "por haber entendido la fragilidad de este tiempo".

Fernández expresó hoy su deseo de que este 9 de julio "sea una inyección de fuerza que todos los argentinos necesitamos para ponernos de pie" y afirmó que "ninguna sociedad concreta su destino en medio de insultos, divisiones y teniendo al odio como común denominador".

"Vine acá para terminar con los odiadores seriales y abrir los brazos para que nos unamos en busca de ese destino común. No vengo a instalar un discurso único. Celebro la diversidad  no me afecta. Pero necesito que sea llevada adelante con responsabilidad. La primera responsabilidad tiene que estar en no mentir y en respetarnos. Soy el primero que quiere eso", manifestó.

"El odio nos paraliza y nos pone en el peor lugar como seres humanos. La Argentina que se viene y el mundo que se viene tienen que ser distintos", expresó

Al finalizar su discurso, el Presidente consideró: "Debemos pasar este momento siendo solidarios y ya empezando a reconstruir la Argentina de mañana. La industria, el comercio, las finanzas, el campo, todos unidos tenemos que reconstruir la Argentina que se viene". 

Los actos

Los actos conmemorativos, sin público, comenzaron ayer a las 23, con una Gala en el Teatro San Martín de Tucumán, transmitida por el canal de YouTube del Ente Cultura de Tucumán y el Canal 10 provincial. Luego se realizó una vigilia en la Casa Histórica, donde se entonó el Himno Nacional con la presencia de Manzur junto a un reducido grupo de autoridades del Poder Ejecutivo, Legislativo y Judicial.

Más temprano, tuvo lugar el Solemne Tedeum, presidido por el arzobispo Carlos Sánchez, del que participó también un reducido grupo de autoridades, encabezados por el gobernador, Juan Manzur, y su esposa, Sandra Mattar Sabio.

Tamaño del texto
Comentarios
Tu comentario