testigo clave
Caso Prado: el dueño de la confitería ratificó la coartada de Morales y recuperaría la libertad
Jueves, 26 de septiembre de 2013El comerciante confirmó que el imputado trabaja con él y aseguró que recuerda que el día del hecho “vieron juntos en la televisión el crimen del médico”.
Por: Pablo Segura
“Trabaja conmigo y ese día vimos juntos en la televisión que habían matado al hombre”. Contundente, el dueño del café La Linda, deslizó esta frase ante el fiscal especial Daniel Carniello y de esta forma le dio una importante ayuda al principal acusado de haber asesinado a Sebastián Prado, el pasado 6 de setiembre.

El hombre, de apellido Becerra, llegó esta tarde a la fiscalía y por varios minutos ratificó que Jonathan Morales trabaja en el café todos los días, hasta cerca de las 0, y que efectivamente, el día de hecho estuvo en ese negocio.

Durante su relato, el comerciante fundamentó su testimonio recordando que tanto él como el imputado estaban ese día (por el 6 de setiembre) trabajando en la confitería cuando en horas de la noche vieron en la televisión que habían asesinado a un hombre, quien luego sería identificado como Sebastián Prado.

Fuentes judiciales afirmaron que el relato fue “convincente y creíble”. Si bien el testimonio no es definitivo en la causa, será de gran ayuda para el acusado, quien en los próximos días podría recuperar la libertad, según admitieron algunos investigadores.

En base a esto, su abogada presentará en cuestión de horas el control jurisdiccional para que Morales recupere la libertad.

Es que en contra del joven están los testimonios de dos testigos que aseguran haber visto al joven diciendo “que se había mandado un moco y que debía hacer desaparecer un arma”. Sin embargo, estos dichos se contradicen con los del comerciante que declaró hoy.

Entonces, las pruebas que complican al joven son pocas, por lo que el fiscal, con lo que tiene hasta ahora en el expediente, no podría mantener su detención por muchos días más.

La situación del “Pipi” Merlo, el otro acusado que tiene la causa –por partícipe secundario- sigue siendo la misma, aunque desde su detención, el lunes último, hasta ahora, no se han incorporado nuevas pruebas que lo compliquen.

Prado fue asesinado el 6 de setiembre en un intento de asalto en la puerta de su casa, en López de Gomara al 700 de Ciudad.

El joven fue asesinado de al menos tres disparos y hasta este lunes la causa no tuvo detenidos. Luego fueron acusado Morales y “El Pipi” Merlo, pero las testimoniales favorecieron al primero. Mientras que contra el segundo la acusación sigue siendo débil.

La coartada que tiene al acusado de asesinar al médico Sebastián Prado
Jonathan Morales (24) asegura que trabaja en un café, de lunes a viernes, hasta las 23.30. En la confitería ratificaron esa versión, calificaron al joven de “muy buena persona” y confirmaron que “nunca faltó a trabajar”. ¿Corre riesgo su acusación?

¿Estás de acuerdo con el tema?
Tamaño del texto
Comentarios
Tu comentario