Tratamientos

Ellos también se preocupan por no arrugarse

Cada vez más hombres se ocupan de su estética facial y corporal.Algunos sólo para verse bien y otros buscando la juventud. Las novedades.

Por Sección Sociedad
Verse bien ya no es sólo patrimonio de las mujeres. Muchos hombres están muy interesados en lograr un aspecto fresco y natural. Las relaciones personales y laborales exigen una buena imagen y es por eso que ahora ellos también se animan a usar tratamientos que los ayudan a verse y sentirse mejor.

Según la última encuesta realizada en Estados Unidos por La Asociación Americana de Cirugía Plástica (ASAPS), durante el 2012 los hombres se han realizado aproximadamente un millón de procedimientos cosméticos quirúrgicos y no quirúrgicos, lo que representa un 10% sobre el total. De 1997 a la fecha, el porcentaje de procedimientos cosméticos en hombres se ha incrementado en un 106%.

El mismo sondeo coloca nuevamente a la toxina botulínica tipo A (bótox) y al relleno de ácido hialurónico como su primera elección en lo que respecta a tratamientos no quirúrgicos.

El “top five” de los procedimientos quirúrgicos fueron: la liposucción, la rinoplastia, la blefaroplastia (cirugía de párpados), la reducción de pecho y la otoplastía (cirugía de orejas).

Según el Dr. Sergio Korzín, director de Lasermed Clínicas de estética médica, en nuestro país “las nuevas tendencias han logrado romper la barrera convirtiendo a los hombres en ‘heavy users’ de tratamientos estéticos, al punto de representar el 25% da las consultas dermoestéticas, con una proyección que marca que en los próximos 5 años ocuparán aproximadamente el 40% del total del mercado”.

El hombre actual vive más años y desea permanecer activo por más tiempo, esto lo hace consciente de que una apariencia fresca es sinónimo de vitalidad. “Por encima de cualquier paradigma obsoleto de masculinidad, ahora buscan preservar la lozanía de su rostro, y son cada vez más frecuentes las consultas por tratamientos que mejoren su expresión facial, puesto que han perdido el miedo a someterse a procedimientos estéticos o cirugías para mejorar su apariencia”, sostuvo Korzín.

Los últimos avances en cosmética brindan hoy diferentes tratamientos que se adaptan a las necesidades y gustos de cada uno. Entre las alternativas más frecuentes están: el peeling, el rejuvenecimiento con láser, la aplicación de Toxina Botulínica Tipo A y el ácido hialurónico.

“Los hombres de 20 a 45 años son el grupo que presta especial cuidado a su aspecto, son los que más se animan a los tratamientos no invasivos o mínimamente invasivos. Los mayores de 45 años poco a poco van incorporándose a esta nueva tendencia", indicó el experto.

La comodidad y la conveniencia del tratamiento con Toxina Botulínica Tipo A lo ha convertido en una excelente opción estética masculina. Generalmente, el procedimiento toma alrededor de 10 minutos, lo que les permite a los pacientes programar citas durante el horario del almuerzo. Prácticamente, no existe período de recuperación luego de la aplicación, por eso la mayoría pueden regresar a su rutina normal de inmediato.

Por otra parte, existen los rellenos de ácido hialurónico que son ideales para remodelar formas y contornos del rostro, así como también para atenuar o “rellenar” las arrugas estáticas, es decir, las que se ven aún cuando el rostro está en reposo.

La Dra. Griselda Seleme, cirujana plástica y especialista en estética, destaca que, “durante los últimos 5 años, en nuestro centro, hemos notado un incremento del 70% en la demanda masculina de tratamientos no invasivos y mínimamente invasivos”.

“Una excelente alternativa es complementar los efectos del Botox y los rellenos de ácido hialurónico con un tratamiento láser de última tecnología, como Thermage, que suaviza, da firmeza, y modela la piel brindando una apariencia naturalmente más joven, en una sola sesión, sin cirugías, sin inyecciones y sin reposo”, sostuvo Seleme.

Los resultados de los tratamientos estéticos faciales van de la mano con una adecuada aplicación. Por tal motivo, cuando se toma la decisión de realizar un tratamiento en el rostro, se debe buscar un cirujano plástico, dermatólogo o médico especialista entrenado en la técnica de aplicación, capaz de lograr la eliminación las arrugas sin cambiar la fisonomía de la cara ni los gestos naturales.

Fuente: Infobae

Te Puede Interesar