Entrevista
Víctor Fayad: "La reducción de impuestos es la marca registrada de esta gestión"
Viernes, 3 de diciembre de 2021
Por: Facundo La Rosa

El resultado de las elecciones legislativas obligó al gobernador Rodolfo Suarez a realizar cambios en su gabinete para encarar la segunda etapa de su gestión. El salto de los ministros Lisandro Nieri (Hacienda y Finanzas) y Mariana Juri (Cultura y Turismo) al Congreso generó el ascenso de dos figuras de estrecho vínculo con el mandatario: el subsecretario de Finanzas, Víctor Fayad (h), y la secretaria de Medios de la Ciudad de Mendoza, Nora Vicario, quienes ocuparán esas vacantes desde el próximo 13 de diciembre.

En una entrevista con Sitio Andino, el licenciado en economía dejó asentados los lineamientos para los próximos dos años, y se refirió -entre otras cuestiones- a las negociaciones con Nación respecto a la refinanciación de la deuda y el conflicto por el reparto de recursos federales, a la estrategia para afrontar los vencimientos en dólares de 2023 y a la posibilidad de emitir una letra antes de fin de año para la continuidad de la obra pública.

- Tras el derrumbe que generó la pandemia en 2020, ¿cuánto se recuperó el nivel de recaudación de la provincia?

- En relación a otras provincias y a los impuestos parecidos de origen nacional, está creciendo menos que el promedio nacional. Por ejemplo, si considerás el binomio 2020/2021 tenemos un crecimiento de recursos propios del orden del 6% en términos reales, mientras que el promedio entre las provincias es casi del 16%.

- ¿A qué se debe esa diferencia?

- Responde al proceso de reducción de alícuotas que hemos venido implementando, y que otras provincias se han demorado en asumir, tal como lo establecía el consenso fiscal (firmado en 2017; hoy suspendido); y por otro lado porque la base imponible que se recuperó en la pospandemia todavía no la vemos impactada en las declaraciones juradas de los contribuyentes. Tenemos mucho para crecer en recaudación, pero viene de la mano con el crecimiento macroeconómico.

- ¿Cuáles son los sectores que contribuyen más a la recaudación en la actualidad?

- Los que históricamente han contribuido más a la provincia son comercio, gastronomía y hotelería, pero también están los grandes contribuyentes, como el petrolero, tanto en su etapa de extracción como de industralización; y el financiero, como las compañías de seguros.

En materia impositiva, hemos tratado de reducir fuertemente en los sectores primarios, como el agro, así como los intermedios (industriales y transporte). En el que no hemos disminuido todavía es en comercio, pero sí hemos contemplado una reducción en todas las actividades relacionadas al sector turismo, para colaborar en su recuperación.

El nuevo ministro participó del Congreso Municipal 2021 (Foto: Yemel Fil)

- Más allá de la suspensión del consenso fiscal, ¿la idea es sostener la reducción impositiva en los próximos dos años?

- Es una de las banderas y marca registrada de esta gestión, y es una consecuencia del orden fiscal que hemos logrado. No podríamos haberlo siquiera pensado sin haber reducido el gasto. La señal que queremos darle a los contribuyentes y a quienes tienen proyección de invertir en la provincia, es que esta gestión no sube impuestos. Creo que cada año reafirmando esta idea hemos logrado generar una expectativa en el sector de las pymes e inversiones que otras provincias no han podido mostrar, y eso nos ubica en una posición de ventaja frente a la decisión de inversión de las empresas.

Desde la adhesión al consenso fiscal la presión impositiva de los eslabones intermedios de la cadena de valor se redujo en más del 32% (el industrial llegó al 39%). Eso se suma a las reducciones del 50% en los sectores más afectados por la pandemia y a la tasa cero para las actividades que necesitamos incentivar, como aquellas intensivas en factor trabajo, las que promueven el desarrollo sustentable, investigación, desarrollo y software.

- Si bien en el tratamiento del Presupuesto 2022 no obtuvieron la autorización para el roll-over, la mayoría de la deuda que vence el año próximo corresponde a organismos nacionales, ¿cómo vienen las negociaciones para refinanciarla?

- La propuesta de refinanciación de obligaciones ha sido una iniciativa del Gobierno nacional para el caso del préstamo de Anses y los fondos fiduciarios de desarrollo provincial (préstamos para inversión otorgados antes de 2019 y en el marco de la pandemia). Nosotros ya hemos hecho las solicitudes formalmente, por lo cual es un camino que debería fluir naturalmente.

- ¿Y con el Banco Nación?

- Hemos presentado hace más de un mes la documentación que nos solicitó para enviar una propuesta al directorio, pero no ha habido avances ni novedades. Es una deuda en UVA que al día de hoy se ubica en torno a los $16.000 millones de un préstamo amortizable que vence en 2026 y estamos todavía en el periodo de gracia (finaliza en enero de 2022). Buscamos extenderlo para las amortizaciones del año que viene ($4 mil millones) y aliviar el pago.

Foto: Yemel Fil

- En 2023 comienza a amortizar el bono en dólares emitido en la gestión de Alfredo Cornejo ¿Cuál es la estrategia para afrontar los pagos de esa deuda?

- En la medida que esas deudas se puedan refinanciar en mejores condiciones, lo haremos. Creemos que hay espacio para hacerlo. Hoy existe una enorme divergencia entre mercado externo e interno. Argentina, las provincias y la mayoría de sus empresas tienen prácticamente bloqueado el acceso al mercado extranjero, nadie les prestaría. Pero para el caso del mercado local, donde por razones evidentes sobran pesos, las provincias acceden a financiamiento y al estar los inversores buscando productos de inversión, hay espacio para proponer instrumentos que emiten las provincias o el mismo gobierno nacional que nos permitiría hacer un manejo de estos pasivos, que incluso sería conveniente porque estaríamos mejorando el mix de endeudamiento, reduciendo deuda en dólares y cambiándola por deuda en moneda local.

- Y si esa situación no ocurriera, ¿dónde se pondrá el foco para ordenar las cuentas fiscales y poder ahorrar, como recomendó Standar & Poor's en su informe sobre vencimientos de deuda?

- En general, y esto es trasversal a todas las jurisdicciones, cuando el zapato aprieta lamentablemente la obra pública es la primera que se recorta, mucho más en una administración muy eficiente en la reducción de gastos corrientes. No es que no haya posibilidad de ser todavía más estrictos con algunos gastos, pero en general cuando no se accede a financiamiento, lo que se interrumpe o ralentiza es el desarrollo del plan de inversión pública.

- Se anunció el pago del medio aguinaldo a estatales para el próximo 17 de diciembre, ¿emitirán alguna letra o se afrontará con recursos propios?

- El aguinaldo se abonará con recursos que ya tenemos. Sí haremos antes de fin de año una emisión para juntar algo de fondos y darle continuidad a las obras que iniciaron este año. Si estimamos que los mercados van a demandar nuestros bonos, probablemente hagamos una operación.

- ¿Se ha proyectado un monto estimado?

- No está definido. Tenemos un límite (autorizado por la Legislatura) que está muy lejos a lo que esperamos a tomar. Dependerá de qué tan favorable sean las condiciones que nos ofrezcan.

- Mendoza hoy mantiene al menos dos litigios con Nación, uno por el reparto presuntamente discriminatorio de los denominados recursos discrecionales y otro por los perjuicios provocados por la suspensión del Fondo Federal Solidario, ¿está previsto ir a fondo judicialmente o se buscará destrabarlos con un acuerdo político?

- En toda negociación siempre conviene tener del lado propio un proceso judicial o administrativo en marcha, que son clave si uno trata de resolver estas relaciones fiscales entre provincia y Nación de una manera más diplomática. Estamos dispuestos a llegar a un acuerdo y confiamos en la voluntad de Nación para arribar a una resolución satisfactoria. 

Tamaño del texto
Comentarios
Tu comentario