Se agrandó el pene, quiso comprobar el nuevo tamaño con un tubo y se le quedó atascado
Viernes, 22 de octubre de 2021

Un hombre oriundo de Bangkok, la capital de Tailandia, vivió una verdadera pesadilla días atrás cuando tuvo que pasar varias horas internado en la sala de urgencias de un hospital local para retirar un tubo de PVC atascado en su pene. ¿Cómo llegó ahí?

Según detalló Telefé Noticias, el tailandés se había sometido previamente a una operación quirúrgica para agrandar su miembro viril, pero no conforme con los resultados que veía, decidió comprobar que si el tamaño realmente había cambiado. Para esto, pensó en una loca e insólita idea: introducir el pene en un tubo -quizás ya lo había hecho antes- y comparar.

No obstante, su pito se empezó a hinchar y no pudo quitárselo más. Sus intentos por liberarse terminaron por dañarlo, y recurrió a la emergencia médica. Una vez que los profesionales acudieron a su departamento y fallaron en su intento, decidieron trasladar al hombre de 20 años a un hospital.

Tras largas horas de mucha tensión y dolor, el personal médico y un grupo de bomberos pudieron retirarle el tubo atascado en el pene fruto del uso de unas pinzas, una sierra eléctrica, y gel lubricante.

Al finalizar aquel complejo procedimiento, el tailandés expresó su malestar por la enorme cantidad de dinero que invirtió en una operación quirúrgica para agrandar su pene que no había resultado, y que además le ocasionó más daños y "tener que pagar facturas médicas".

Por más impresionante que parezca, no es el primer ni único caso de hombres que terminan en salas de hospitales por atascarse el pene con insólitos objetos. Pocos meses atrás, en julio, una situación similar resonó con la misma fuerza por el mundo entero.

Otro hombre de 38 años, soltero, que vivía con su madre, había terminado hospitalizado tras haber atascado un candado en su pene durante dos semanas. Al final de la jornada con especialistas para que le retiraran la pieza de metal que había inflamado su miembro, le quedó completamente desfigurado.

El sujeto colocó el dispositivo de metal alrededor de la base de sus genitales en un extraño acto sexual, pero perdió la llave y su pene comenzó a hincharse.

"Le gusta meter el pene por pequeños agujeros", fue la respuesta de su avergonzada madre, quien además habría afirmado que su hijo es soltero y que estaba "aburrido" cuando tuvo aquella ocurrencia.


Tamaño del texto
Comentarios
Tu comentario