en el mar
Luchó cuerpo a cuerpo con un tiburón de tres metros y vive para contarlo
Domingo, 10 de octubre de 2021

Un surfista de 38 años luchó cuerpo a cuerpo contra un enorme tiburón blanco que intentaba arrancarle la pierna. Se trata de Eric Steinley, quien se encontraba surfeando en Salmon Creek Beach en California cuando la enorme criatura marina lo arrastró fuera de su tabla de surf.

Tras el ataque, el deportista pudo relatar el aterrador momento y contó qué hizo para zafar del enorme animal que buscaba sumergirlo debajo del agua. "Sentía mucho dolor y pensaba que iba a perder la pierna o morir", contó más tarde en diálogo con Good Morning America de ABC.

Al respecto, Eric detalló que cuando vio al enorme animal que le mordía la pierna no tuvo mejor idea que golpearle la cara para evitar lo que sería una muerte segura. "Sentí que esta cosa pesada tiraba de mí y era como una abrazadera alrededor de mi pierna", dijo al respecto, al tiempo que describió su golpe como un "puñetazo miserable en comparación con el tamaño de la criatura".

Una vez que logró escapar del animal, su amigo Jared Davis, y otros surfistas que estaban en la playa se apresuraron a sacarlo del agua. "Fueron cinco minutos pero parecieron años", describió el surfista sobre la salida "brazada por brazada" hasta la orilla.

Afortunadamente, una docena de personas en la orilla pudieron crear un torniquete improvisado con las correas de sus tablas para detener el sangrado de la pierna de Steinley.

Finalmente, un médico que estaba en la playa- y que contaba con un botiquín médico en su auto- pudo brindarle los primeros auxilios. Más tarde Steinley fue trasladado en avión a un hospital de Santa Rosa mientras las autoridades cerraron temporalmente las playas a dos millas del ataque.

"El torniquete fue crucial. Eso es lo que marcó la diferencia entre una lesión potencialmente mortal", dijo el capitán de la División de Protección contra Incendios de Bodega Bay, David Bynum, a NBC News.
Además, remarcó que "recibió mucha ayuda desde el principio" y aseguró que es un "hombre afortunado".

El Departamento de Pesca y Vida Silvestre de California dijo que, según el ADN y el radio de mordida de la tabla de surf de Steinley, el ataque provino de un gran tiburón blanco de al menos 3 metros de largo.

"Todavía no puedo creer que esté vivo por eso", contó el joven surfista. /Fuente: Contexto

Tamaño del texto
Comentarios
Tu comentario