Opinión
Ley Agroindustrial: El Gobierno busca recuperar la agenda económica
Domingo, 12 de septiembre de 2021Por Marcelo López Álvarez.
Por: Marcelo López Álvarez - @marcelopez2202

Llegó el día de votar para que los ciudadanos decidan quienes serán definitivamente los candidatos a legisladores y legisladoras en noviembre próximo. Si bien estas PASO de medio termino solo definen internas partidarias o confirman acuerdos que llevaron a presentar lista única, no es menos cierto que desde su creación se han transformado en trascendentes porque dan una señal clara de qué piensa la sociedad y marcan una tendencia camino a los comicios definitivos.

Además, estas tienen de la particularidad de realizarse en medio de una pandemia inédita que perjudico seriamente no solo la economía del país, sino también de la región y el mundo, que propone el desafío no solo de tener que transmitir conceptos claros, sino también de proponer y pensar cómo se sale- de la mejor manera posible- de este particular momento.

La campaña para llegar a las PASO de hoy estuvo plagada de muchas chicanas y carente de ideas claras o de trascendencia. A pesar de ello por fuera de la campaña algunas medidas, negociaciones y acuerdos siguieron avanzando con la premisa, expresada desde el Gobierno por el propio Presidente, de generar condiciones para salir de la pandemia y para algo que se ha transformado en una obsesión del primer mandatario y parte de su equipo; transformar los planes de asistencia social en trabajo.

En esa dirección Fernández confirmó en una entrevista radial que dio la orden de avanzar lo más pronto posible con el envío al parlamento de la Ley Agroindustrial que viene trabajando el Ejecutivo con el Consejo Agroindustrial Argentino desde hace varios meses.

La Ley (o mejor dicho el proyecto) platea generar el marco para; mediante inversiones privadas acompañadas de incentivos fiscales, desarrollar los complejos agroexportadores de valor agregado para llegar a exportaciones por 100 mil millones de dólares.

Los equipos de los ministerios de Economía, Producción y Agricultura vienen trabajando en las mesas técnicas junto a los técnicos del CAA para afinar detalles y obviamente pulir diferencias entre los sectores debido a la complejidad y el alcance de las posibles medidas,

En diálogo con Radio Andina el titular de la Cámara Argentina de la Industria Aceitera y Centro de Exportadores de Cereales, Gustavo Idígoras adelantó que entre las propuestas que ya están casi consensuadas figuran la modificación de la valuación fiscal de la hacienda , un proceso de amortización acelerada de inversiones que contempla tratamientos diferenciales para inversiones realizadas durante la vigencia de la ley, la obtención de créditos fiscales a partir de la compra de insumos, el fomento y construcción de viviendas rurales para favorecer la retención de la población en las zonas productiva.

Idígoras destacó especialmente (seguramente por el contexto de conflicto) los estímulos para favorecer y mejorar la producción de ganado favoreciendo la retención de animales para obtener mayor kilaje y promover mayor oferta, además de transformase en deducible del impuesto a las ganancias parte de los gastos correspondientes a la compra de fertilizantes, insumos biológicos, semillas forrajeras y gastos en sanidad y genética ganadera.

El Gobierno apuesta a no solo a que el proyecto entre al Parlamento antes de las generales de noviembre sino tenerlo aprobado antes de fin de año para poder comenzar su aplicación a partir de 2022.

Como siempre pasa la decisión política es fundamental y eso es lo que parece haber cambiado después de meses de negociaciones. La necesidad de generar condiciones de reactivación de la economía seguramente es parte de que la decisión política haya aparecido.

No es fácil consensuar tan diversos intereses (en estos meses también se cruzó la interna de las asociaciones agropecuarias) y además cuidar el mercado interno que en su comportamiento de precios siempre está vinculado a los precios internacionales y los procesos exportadores del sector.

La posibilidad de que Argentina tenga una ley que incentive la cadena agroindustrial con un sesgo exportador, de cuidado del mercado interno, generadora de inversiones productivas genuinas y de trabajo es histórica e inédita. Un desafío que de concretarse demostrará que se pueden generar políticas de estado en beneficio de los argentinos.

Te invitamos a escuchar la nota completa con Gustavo Idígoras en Radio Andina

Esta nota habla de:
Tamaño del texto
Comentarios
Tu comentario