Chloé Zhao y la noche histórica de las mujeres en los Oscars 2021
Lunes, 26 de abril de 2021
Por: Redacción de SITIO ANDINO

por Agencia Reuters

Como vaticinaban muchos en la industria, fue una noche de romper moldes y hacer historia del cine para las mujeres. Abrió la veda Emerald Fennell como primera fémina en hacerse con un Oscar como mejor guion original desde 2008 -y la única británica en lograrlo. Y le siguió la china Chloé Zhao, acabando con la sequía de las realizadoras en la categoría de mejor directora, donde solo una, Kathryn Bigelow, había salido victoriosa en 93 años de historia de la gala hasta la noche del domingo. Ahora ya son dos, y una de ellas asiática, de camino a la igualdad que con tanto ahínco busca la Academia de Hollywood.

La guinda la puso la propia Zhao como productora de la mejor película, Nomadland, acompañada de la otra triunfadora de la gala, la ya eterna Frances McDormand, que se llevó dos Oscar a casa, como mejor actriz y mejor productora. La de Illinois invitó a los presentes a volver a los cines, a ver las películas ganadoras y nominadas "en la pantalla más grande que sea posible" una vez que quede atrás la pandemia.

"Dios mío, esto es muy pesado y muy frío". Fue lo primero que dijo Fennell al recoger el primer galardón de la noche, actriz, guionista y debutante tras las cámaras por Una joven prometedora, que partía con cinco nominaciones.

La londinense de 35 años, un talento aún desconocido para una mayoría, se suma a una lista escueta de ganadoras como mejor guionista. Muriel Box fue la primera en llevárselo en 1946 por El séptimo velo, un galardón que compartió con su marido, Sydney. Después, en 1994, Jane Campion logró ser la primera en alzarse con él en solitario por El piano, seguida por Sofía Coppola en 2003 (Lost in Translation) y Diablo Cody (Juno) en 2008.

En el caso de Zhao, el logro se antoja aún mayor, primera asiática, primera mujer no blanca y segunda directora en imponerse en una categoría copada por hombres hasta ahora. Pero lejos de sacar pecho por eso, Zhao se centró en la bondad de la gente como reflejo de su largometraje, Nomadland.

"Siempre he encontrado bondad en las personas que conocí en todos los lugares del mundo a los que fui ", dijo desde el escenario habilitado en Union Station. "Así que esto es para cualquiera que tenga la fe y el coraje para aferrarse a la bondad en sí mismos. Y aferrarse a la bondad del otro, no importa lo difícil que sea hacerlo".

No fue la única asiática primeriza en estas lides. Yuh-Jung Youn se convirtió en la primera intérprete coreana en llevarse un Oscar, el de mejor actriz secundaria por Minari. A sus 73 años no solo se llevó el galardón sino que protagonizó uno de los momentos de la noche por su discurso desenfadado y su intercambio simpático con Brad Pitt, a quien estaba deseando conocer.

"No creo en la competición. ¿Cómo puedo ganarle a Glenn Close?", se preguntó. Por cierto que a Close la dejó sin Oscar. Y ya van ocho nominaciones fallidas, empatada con Peter O'Toole como intérprete con más intentos y sin Oscar. De momento. 

Tamaño del texto
Comentarios
Tu comentario
Más de Soy Más
Diseñar y vestir para todos los talles: la moda de aceptar la diversidad