Disney se arriesga y se volcará a potenciar el streaming
Martes, 13 de octubre de 2020
Por: Redacción de SITIO ANDINO

Cualquier esperanza de que esta pandemia pasase pronto empieza a desaparecer y desde las grandes empresas comienzan a realizar grandes cambios para afrontar la nueva época. El gigante del entretenimiento Disney ha sido de los primeros en anunciar la nueva etapa en que realizará una reestructuración para dar prioridad al streaming y dejar en segundo plano una de sus principales fuentes de ingresos hasta ahora, los estrenos cinematográficos. Así lo destaca el portal especializado Computerhoy.com en un informe sobre la gran empresa americana.

Disney es mucho más que las películas que llegan bajo esa marca, también es Pixar y, por supuesto, Star Wars y Marvel. El Universo Cinematográfico de Marvel ha sido uno de los hitos de los últimos años en las salas de cine, pero ahora parece lejos de repetirse.

Según la información de Disney, en este momento el principal frente será la distribución de todo su contenido mediante el streaming y ha creado una importante división encargada únicamente de hacerlo llegar a los clientes mediante distintas plataformas, así como decidir si algún estreno puntual llega a los cines.

Por otro lado, se trabajará en la creación del contenido de forma independiente, sin pensar cuál será el destino final de cada película que se realice. Creación y distribución tendrán caminos y equipos distintos por primera vez en la empresa.

Bob Chapek, CEO de Disney, afirma que sus equipos creativos trabajarán "en lo que hacen mejor: crear contenido de clase mundial basado en franquicias. Mientras, nuestro equipo de distribución global recientemente centralizado se centrará en entregar y monetizar ese contenido de la manera más óptima".

Desde hace tiempo se sabía que Disney solo iba a llevar a los cines aquellas películas que consideraba éxitos asegurados y que destinaría a Disney+ el gran número de películas menos ambiciosas que produce, y que en buena parte también alimentan a las salas de cine. Ahora, con este cambio parece que el camino queda especialmente dibujado.

El caso de Mulan o el próximo estreno de Soul parece que solo serán el principio de lo que vendrá en el futuro, un cambio en el paradigma cinematográfico que incluye un duro varapalo para las salas de cine y la apuesta de Disney por un negocio en el que todavía está comenzando. 

Esta nota habla de:
Tamaño del texto
Comentarios
Tu comentario