Portezuelo, a salvo del diferimiento de vencimientos en dólares decidido por Nación
Lunes, 6 de abril de 2020

Atribuyéndolo a los efectos del coronavirus, el Gobierno, por decreto, difirió el pago de unos u$d 9.800 millones en intereses y amortizaciones de capital de la deuda pública en dólares hasta el 31 de diciembre de 2020. Para muchos se trata de un default selectivo del que, por el momento, se mantiene a salvo el compromiso de la Nación con Mendoza para financiar la megarepresa Portezuelo del Viento, cuyo cronograma de pago prevé un nuevo desembolso a fines de abril y completar casi u$d 65 millones antes de fin de año.

Según el decreto 346/2020 publicado en el Boletín Oficial, "la crisis sanitaria mundial por la pandemia del COVID-19 ha alterado los plazos previstos oportunamente en el 'Cronograma de acciones para el Proceso de Restauración de la Sostenibilidad de la Deuda Pública Externa'". Y al mencionar el "deterioro de la situación económica y social" por la emergencia, y "la inminencia de vencimientos", habla de la "razonabilidad que exige del ejercicio responsable de la función de gobierno".

Según el ministro de Economía, Martín Guzmán, la decisión "constituye un paso que estaba contemplado en el proceso de restauración de la sostenibilidad de la deuda pública". Para el funcionario "apuntamos a un tratamiento equitativo para la deuda pública en dólares bajo la ley argentina y las leyes extranjeras".

Sin embargo, el decreto estipula exceptuar del diferimiento a un grupo de instrumentos, mayormente otras letras y bonos emitidos entre 2017 y 2019 por el gobierno de Mauricio Macri. Aunque las Letes (Letras del Tesoro) precancelables por las que empresas y sector público debían invertir excedentes de liquidez, y que vencían el 30 de abril, también se prorrogó al 31 de diciembre próximo .

 Mendoza a salvo ¿por ahora?

 Entre los compromisos cuyo pago por ahora no se posterga están una serie de 6 títulos de deuda también en dólares. Entre ellos, varias Letras del Tesoro intransferibles denominadas en dólares en poder del Banco Central.

La decisión incluye las emitidas para cancelar deuda con Mendoza, a través de la Resolución Conjunta N° 57/19 suscripta en su momento por la Secretaría de Finanzas y la de Hacienda concretamente fondos para financiar la obra multipropósito de Portezuelo del Viento.

El programa inicialmente contempló la emisión, con fecha 19 de agosto de 2019, de letras intransferibles por un valor nominal de u$d 1.023.362.922 con vencimiento al año 2024. La Provincia ya ha cobrado desde octubre del año pasado algunas cuotas trimestrales y de hecho, la próxima, por u$s 16,8 millones tiene fecha de pago el próximo 28 de abril .  

Pero las dudas subsisten respecto del futuro. Es que la crisis financiera en medio de la crisis sanitaria al menos hasta el próximo año coinciden con un cronograma de amortizaciones ascendente en cuanto a montos: entre julio y octubre la Nación debería depositar en la cuenta de Mendoza casi u$d 48 millones, y en enero de 2021 otros u$d 65,5 millones

Por el momento, y pese a la crisis al parecer el Gobierno optó por priorizar obras de infraestructura. Es que junto a Portezuelo tampoco quedó alcanzado el pago de las Letes suscriptas por China Machinery Engineering Argentina Sociedad Anónima (CMEA) para la reconversión del ferrocarril Belgrano Cargas.

Otros casos son el bono emitido para pagar a empresas gasíferas, por el Plan Gas de 2013. Y las Letes en Garantía suscriptas por el Fondo para el Desarrollo de Energías Renovables (Foder).

Además, Economía decidió mantener al margen también las Letras suscriptas en forma directa por el Fondo de Garantías de Sustentabilidad (FGS) de la Administración Nacional de la Seguridad Social (Anses). Y tampoco se incluye en la postergación las Letes emitidas en virtud del Decreto N° 668/19, que obligó a todo el sector público a invertir en este instrumento.

Tamaño del texto
Comentarios
Tu comentario