Pandemia
Impactante relato de un deportista que estuvo atrapado en su casa con el cadáver de su hermana
Lunes, 23 de marzo de 2020

El impactante video de un actor y fisicoculturista italiano que pide ayuda tras quedarse 36 horas atrapado en su casa de Nápoles junto al cadáver de su hermana muerta por el coronavirus está dando la vuelta al mundo.

En el mensaje, Luca Franzese denuncia, con palabras e imágenes igualmente duras, el sentimiento de "abandono" que estuvo experimentando con su familia en medio de la emergencia del COVID-19.

"Mi hermana está muerta en la cama, no sé qué hacer, no puede tener la despedida que se merece porque las instituciones me abandonaron", dice Franzese, un ex fisicoculturista y entrenador de MMA que tuvo un pequeño papel en la serie italiana Gomorra. La filmación fue publicada en su cuenta de Facebook.

En el video, Franzese asegura que la mujer murió "probablemente por el virus del COVID-19" y afirma que está haciendo el video "por el bien de Italia, por el bien de Nápoles".

"Este video es muy fuerte, les pido que no se lo muestren ni a los niños ni a los ancianos. Yo me veo forzado a afrontar esta situación con todo el dolor del mundo", dice Franzese.

El hombre agrega que él mismo podría estar contagiado, porque le practicó respiración boca a boca a su hermana. "Yo me puse en una cuarentena forzada, hoy podría estar yendo a todos lados y difundir el virus si estoy contagiado", denuncia. "A nadie le importó. Al primero que no le importó fue al médico que atendió a mi hermana, no ha venido a casa ni verificó que ella tenía un tipo de epilepsia. Era una persona con factores de riesgo, y a nadie le importó nada. Estamos arruinados, Italia nos abandonó".

Medios italianos informaron que, además de Franzese y el cuerpo de la mujer, en la casa se encuentran los dos padres ancianos y otra hermana con su esposo y sus dos hijos. Todos se han puesto en cuarentena en la vivienda.

En un segundo video, Franzese contó que la prueba que le hicieron a su hermana dio positivo. La historia continúa con un tercer video, en la que el hombre tranquiliza a los amigos afirmando que no había tenido contacto con su hermana hasta antes del sábado.

Cómo terminó

Todo comenzó cuando la mujer napolitana, de 47 años y que sufría de epilepsia, comenzó a sentirse enferma hasta que perdió el conocimiento, por lo que los familiares llamaron a la emergencia. Los trabajadores sanitarios intervinieron, tratando de revivir a la mujer pero Teresa, a pesar de los intentos de salvarla, falleció.

Posteriormente, surgió la posibilidad de que la mujer pudiera haber estado contagiada con coronavirus, por lo que se le realizó una prueba.

En tanto, la policía se puso en contacto con Franzese, tratando de calmar al hombre e indicando algunas compañías funerarias que podían hacerse cargo del cuerpo. Pero los miembros de la familia aún no sabían el resultado del test, por lo que no se tomaron medidas hasta que la respuesta llegó tarde en la noche. El resultado fue positivo.

Finalmente, el cadáver fue entregado a una agencia funeraria equipada con los dispositivos de protección y también ordenaron la cuarentena. "Estamos esperando a la agencia funeraria que está completando los procedimientos burocráticos para recoger a mi hermana", dijo Luca Franzese en otro video. "Nos dijeron que también nos protegerán a nosotros, que hemos estado con ella en casa".

Y sobre el video, dijo: "Mi acción fue impulsada solo por la preocupación sin saber qué hacer. Inmediatamente nos aislamos e invito a todos los napolitanos a que presten la máxima atención a las medidas de prevención por adoptar".

Tamaño del texto
Comentarios
Tu comentario